Como ya pudimos ver durante la presentación de Wii U en el pasado E3 y como el propio Satoru Iwata comentó, Nintendo 3DS podría ser utilizada como mando en la nueva consola de sobremesa de la compañía. El paso del tiempo parece haber calmado los ánimos y ahora Nintendo está replánteandose, de forma interna, qué hacer con este tipo de conectividad entre consolas.

En la sesión de preguntas y respuestas de Iwata Ask podíamos comprobar como la compañía quería hacer posible la compatibilidad entre ambos dispositivos, pero no quieren que el usuario o consumidor considere necesario comprar Nintendo 3DS para disfrutar al máximo de Wii U, ya que no quieren imponer su consumo a los jugadores.

Explican que sólo llevarán a cabo la conexión entre Wii U y Nintendo 3DS si se hace de forma natural. No es la primera vez que una consola de Nintendo se asocia con una portátil de la compañía. Ya sucedió algo parecido entre GameCube y Game Boy Advance, por lo que Wii U y Nintendo 3DS podría repetir experiencia. Os mantendremos informados sobre este asunto.

Antonio López 08 | 07 | 2011