La semana pasada ya os informamos acerca de las quejas de muchos usuarios ante la caducidad del servicio gratuito de WhatsApp, que obligaba a los usuarios a abonar una cuota de 89 céntimos al año para continuar disfrutando de su servicio. Sin embargo ahora, quizás debido a una fuerte competencia o a la negativa de los usuarios a renovar el servicio, WhatsApp ha decidido volver a ser gratuito, al menos de momento.

WhatsApp

Y AHORA, ¿QUÉ PASA CON AQUELLOS QUE YA HAN PAGADO?

Así, WhatsApp ha ido renovando automáticamente la aplicación a los usuarios que no han realizado el pago. La huída de muchos a otras aplicaciones gratuitas como Line, Viber, Google Talk o Spotbros ha obligado a WhatsApp a ampliar, por un tiempo de momento ilimitado, la gratuidad del servicio que significó la ruina de los SMS.

El debate acerca de si la aplicación era o no gratuita suscitó todo tipo de respuestas. Muchos usuarios, creyendo que WhatsApp era gratuito, se sorprendieron con el aviso de renovación y decidieron no pagarlo, olvidando quizás que este servicio de mensajería instantánea nos ha ahorrado mucho dinero, al sustituir a las llamadas o a los costosos mensajes de texto. Con los 89 céntimos de coste al año, WhatsApp amortizaría más que de sobra las llamadas que nos evitamos, puesto que un par de minutos ya superarían la cuota de la aplicación de mensajería instantánea. Además, muchos de ellos habían recurrido a técnicas con la intención de piratear la aplicación con el objetivo de evitar el pago.

Sin embargo, ante el anuncio de la gratuidad, ¿se generará una nueva queja por parte de los usuarios que ya han pagado la cuota de renovación? Para tranquilizarlos, se les ha asegurado un año de servicio sin ningún tipo de cortes ni advertencias que quizás el resto de usuaruios sí que tendrá que afrontar. Pero, ¿tranquilizará esto a quienes ya han pagado? ¿Por qué unos sí y otros no?

Lorena Garcés Abarca en 11 | 03 | 2013