Un jugador frente a la pantalla

Al finalizar el siglo pasado, el ocio interactivo estaba copado por el séptimo arte, que por aquel entonces era el rey indiscutible de la diversión planetaria. A medida que el siglo XXI era una realidad e iba rellenando las primeras hojas de cien años de historia, las formas de diversión interactiva que tienen a su disposición millones de usuarios se han diversificado y multiplicado.

Mucha culpa de ello la tiene la continua evolución de las nuevas tecnologías, que ha permitido a los videojuegos convertirse en el tipo de ocio de moda. Sus datos económicos y de personas que cada día realizan esta diversión no dan lugar a la duda, estableciendo un crecimiento sostenido desde hace algunos años que no se ve atisbos de que finalice en el medio plazo.

Este cambio en el modelo de negocio del ocio mundial, en el que el séptimo arte ha dejado al ámbito gaming la primera opción global, se puede observar a las mil maravillas en un reciente estudio del casino online Betway.

El punto de inflexión definitivo en el que el ámbito de los videojuegos se convirtió en líderes indiscutibles, se produjo en 2017. Ese curso, contemplando los fines de semana de estreno de una superproducción de Hollywood comparado con el de un videojuego, se podría concluir que las ganancias eran prácticamente idénticas, moviendo incluso un poco la balanza hacia la opción gaming.

Jugador de Xbox con el mando

Como cualquier hecho resaltable a nivel empresarial, no se produce por mera casualidad, sino que para el crecimiento de los videojuegos haya sido como hasta ahora, todos los agentes involucrados en el sector han realizado un trabajo excelso, hasta encumbrar algunos de sus títulos al olimpo de obras de culto.

La calidad de estos productos no ha pasado desapercibida para millones de gamers en todo el mundo, ni tampoco para numerosos actores de Hollywood, que han visto como con los videojuegos se les presentaba una gran oportunidad laboral. Muchos de estos afamados protagonistas de largometrajes californianos, han dado el salto al mundo del doblaje de muchos títulos de juego, y para muestra un botón. Nolan North, Troy Baker o Tara Strong son claros ejemplos de que hacer una carrera productiva de doblaje en videojuegos es una realidad.

Powered by Betway
Carlos Sánchez 29 | 06 | 2020