Bethesda ha anunciado que la versión para consolas del MMORPG The Elder Scrolls Online se retrasará unos seis meses con respecto a su lanzamiento planeado para junio.

The Elder Scrolss Online

En el comunicado publicado por la distribuidora se explica que la integración de sus sistemas con los de Xbox One y PlayStation 4, diferentes a los de PC y diferentes entre sí, está siendo un reto para Zenimax. Es por ello que la fecha de salida de junio no podrá cumplirse y se necesita un tiempo extra.

Para compensar a los fans por el retraso, Bethesda ha ideado un plan que beneficiará a los jugadores que quieran adquirir la versión de PC/Mac y pasarse a la de PlayStation 4 o Xbox One en el futuro. “Queremos compensar a los fans que quieran empezar a jugar ahora mismo, por lo que hemos ideado un acuerdo con Sony y Microsoft”, se puede leer en el comunicado de la compañía.

Este plan permitirá a los jugadores de PC exportar sus personajes a las versiones de consola y pagar un precio rebajado por una copia digital del juego para PS4 o Xbox One (14,99 euros) cuando se lancen, además de 30 días extra de juego más.

La nueva fecha para The Elder Scrolls Online podría llevarnos a las Navidades, o incluso a principios de 2015. Sin embargo, no tendremos que esperar tanto para probar el juego en consolas, puesto que mucho antes Bethesda lanzará la beta.

Rocío González en 09 | 05 | 2014