En lugar de recibir cartas con demandas, los creadores de mods incómodos para Rockstar y su Grand Theft Auto V, reciben la visita de investigadores privados con la misión de hacerles entender la postura dela compañía y las pocas opciones que tienen si no quieren terminar con su actividad.

GTA Warriors

El creador del mod FiveM ha publicado en Reddit que ha recibido la visita intimidante de dos detectives privados en la puerta de su casa. Take-Two arguyó en agosto que el mod contenía código que facilitaba la piratería. Así ha relatado su autor el encuentro con los detectives:

Recibí a dos detectives en mi puerta enviados por Take-Two que me pasaban un teléfono para hablar con alguien en Inglaterra o Estados Unidos o a saber, para conversar sobre el cese de mis actividades en relación a Grand Theft Auto, que ellos sabían que había pasado antes con Activision y no querían meter abogados de por medio esta vez, sin embargo habían mirado su posición legal en el asunto y estaban seguros de la misma y no iban a aceptar otra cosa que el cese de mis actividades. Ah, además no podían revelar ninguna otra conversación que estaban teniendo con otros desarrolladores de modificaciones, no querían hablar sobre normas de modificación puesto que esto era sobre mi caso solo y admitieron que habían estado mirando mi código fuente.

No son los únicos que han tenido que cerrar. Otro modder también ha contado su historia, aunque en un tono más conciliador. Desvela que Rockstar se puso en contacto con ellos y que les planteó que el mod GTA:MP era un rival para su fórmula de negocio. Ellos no dudaron ni por un momento en cerrar el chiringuito, pues lo último que pretendían con él era dañar a Rockstar.

 

Fuente | Eurogamer

Rocío González en 10 | 11 | 2015