En una reciente entrevista Take-Two ha manifestado su disconformidad con las ventas de segunda mano que se realizan en franquicias como GameStop y Gamestation.

Los responsables de la saga GTA tratarán de detener estás ventas, mejorando los sistemas de autenticación online y lanzando más contenido descargables de calidad que alargue la vida de sus producciones.

Luego de la conversación que mantuvo con Ben Feder, el CEO de Take-Two, el analista Doug Creutz declaró que GameStop continúa con su agresiva política de compra/venta de juegos, que viene generando un notable impacto negativo en la venta de títulos nuevos. Además, la administración de Take-Two está muy frustrada con esta tendencia y está examinando los caminos para intentar soliviantar este problema.

La reconocida empresa espera que con estás medidas se supere esta situación que también debe tener preocupadas a sus competidoras. Lo más terrible es que esta situación se presenta cuando la economía mundial esta atravesando por un momento crítico.

Si Take-Two cumple con lo prometido, y trabaja en títulos y contenidos de enorme calidad, entonces contarán con el apoyo incondicional de los aficionados de todo el mundo.

María Sánchez Montes 06 | 02 | 2009