Grand Theft Auto V no se libra de los fraudes que existen hoy en día a través de Internet. Rockstar ha demandado a los portales gta5betacode.com y a grandtheftauto5beta.com, que, por el momento se encuentran cerrados, por tratarse de engaños con el objetivo de espiar a los internautas. Los aficionados eran atraídos a que probasen el juego en primicia, a través de código betas, mucho antes de su lanzamiento y, a partir de ahí, conseguían instalarse dentro de sus ordenadores para poder ver a qué contenidos acceden.

GTA V

PROGRAMAS QUE ESPIAN A LOS USUARIOS

Son muchos los aficionados que, ansiosos por la salida al mercado del nuevo juego previsto para septiembre, han creído que GTA V tenía diferentes betas con contenido en exclusiva. A través de estos dos portales y sobretodo a través de los perfiles de Facebook, se incitaba a los usuarios a que, con un simple “Me Gusta”, podrían descargarse el nuevo contenido. Sin embargo, aquello que realmente se instalaba en los ordenadores era contenido pernicioso que espiaba cualquier movimiento en la red, similar al virus que utilizan muchas compañías con el objetivo de conocer qué gustos tienen sus clientes para orientar sus campañas de márketing.

Además, estos fraudes llegaban también a diversos medios de comunicación. Los portales, haciéndose pasar por responsables de GTA V, enviaban correos electrónicos con la supuesta demo del juego para que apareciese en los medios. Sin embargo, estos archivos sólo contenían el virus espía, que aunque no hackeaban el ordenador ni producían daño alguno en ningún programa, sí que es muy peligroso. Aunque en otras ocasiones no se instalaba ningún programa en los ordenadores, sí que se pedía información personal, por lo que el peligro también estaba presente.

Por ello, Rockstar recomienda no prestar atención a este tipo de atracciones y a atender únicamente a la información y al contenido que aparezca en su web oficial. Asimismo, en febrero de este año, la misma compañía consiguió el cierre de otros dos portales. Sin embargo, se advierte de que aún existen portales y perfiles fraudulentos.

Lorena Garcés Abarca en 22 | 03 | 2013