risen
El nuevo título de Piranha Bytes, Risen, ha sido prohibido en Australia, donde no podrá ver la luz salvo que la desarrolladora opte por eliminar los contenidos que han provocado la odiosa censura. En el juego, los protagonistas tienen la opción de vistar algunos burdeles y contratar los servicios de las prostitutas del lugar. Además, durante el juego, los personajes realizan consumo de drogas, lo que en suma ha llevado a tomar esta tiránica decisión.

No es la primera vez que hablamos de censura en Juegos DB y casi siempre son los mismos países los protagonistas del asunto. El sistema de clasificación por edades australiano no tiene previsto juegos para mayores de 18 años, por lo que un título calificado como “+ 15″ es lo máximo que aparece en el mercado. Esto dificulta mucho que los adultos puedan disfrutar con materiales adecuados para su edad y lleva a un buen número de usuarios a recurrir a la importación, que también está en tela de juicio en el país oceánico.

Aunque aún no se sabe como reaccionará Piranha Bytes ante la prohibición, ya hay quien augura que los desarrolladores recortaran las escenas motivo de disputa para conseguir la clasificación adecuada y poder comercializar el producto en uno de los países donde menos respeto se tiene por los videojuegos -siempre por parte de las instituciones oficiales, ya que los usuarios son muy, muy respetuosos-.
risen risen

Antonio López 11 | 08 | 2009