avance de mag
En JuegosDB hemos tenido la oportunidad de probar la beta pública de M.A.G. (Massive Action Game), lo último de Zipper Interactive en exclusiva para PS3. Los creadores de la saga SOCOM nos meten de lleno en un enfrentamiento online mayúsculo, en el que pueden participar hasta 256 jugadores en una misma partida. Y aunque tenga el aspecto de un FPS común, lo que se esconde tras esa máscara es una de las mayores sorpresas en lo que a experiencias en la red se refiere.

SI FUNCIONA, ¿POR QUÉ CAMBIARLO?

mag massive action game
Imaginad que Counter-Strike renace (¿llegó a morir realmente?) como un título masivo, evolucionado, en el que los modos de juego no se limitan al objetivo de eliminar a todos los contrarios y requieren algo más que ser habilidoso en solitario. Un Battlefield en el que, además de poder conducir vehículos y contar con extensos mapas, tengamos la oportunidad de compartir la experiencia con el doble -o incluso el triple- de compañeros. Eso, básicamente, es M.A.G.: un juego que toma las bases asentadas de otros cabezas de serie del género y los aprovecha para crear un entorno único, algo que tenemos la sensación de no haber visto nunca pero que nos resulta extrañamente familiar.

Después de una eterna espera para conseguir nuestro pase a la acción masiva (una descarga de algo más de 3GB) y acertar con el horario de apertura de los servidores, entramos de lleno en las opciones previas a la batalla. El juego nos ofrece tres facciones diferentes: Raven, S.V.A.R. y Valor, correspondientes a diferentes zonas del mundo y que cuentan con características personales que, en realidad, no suponen una gran diferencia a la hora de la verdad. Cuando escojamos alguno de esos equipos pasaremos a la personalización de nuestro protagonista, en la que podremos hacer poco más que cambiar la cabeza o su voz. Una vez creado, no existe posibilidad de alterar ninguno de sus rasgos, ya que a partir de ese momento nuestra misión será mejorar sus aptitudes a base de la experiencia que consigamos durante las partidas.
massive action gamemassive action game ps3
En ese aspecto, M.A.G. hace una clara diferencia entre los jugadores más experimentados de los que están iniciándose en la propuesta de este shooter. Al alcanzar rangos superiores, niveles altos y conseguir puntos, podremos desarrollar habilidades como la resistencia, una recarga más rápida, o mayor estabilidad al apuntar con un arma específica. Incluso si alcanzamos rangos mayores que el de soldado tendremos opciones tan curiosas como crear clanes o poder solicitar el liderazgo de nuestro escuadrón cuando esperamos en la cola, un puesto que llega a ser bastante importante si buscamos un poco de estrategia y sorprender al enemigo controlando al amplio número de jugadores que estarán de nuestro lado.

JUEGO EN EQUIPO

massive game
La división en escuadrones mencionada es uno de los pilares del título. Y lo es porque supondrá el elemento de éxito clave en nuestras sesiones de juego. Al abarcar mapas tan extensos y albergar ese amplio número de conectados, el sistema hace una división lógica entre diferentes subgrupos, destinada a equilibrar las fuerzas de todo el equipo en posiciones específicas que habrá que defender o atacar. Así, los puntos de reaparición (a modo Unreal Tournament, pero con salidas programadas cada veinte segundos) se repartirán por la zona según nuestros objetivos, y tendremos la libertad de cambiarlos a nuestro antojo en momentos en los que haya más de una alternativa (esto dependerá de si ganamos o perdemos posiciones en el mapa).

Así, la comunicación entre jugadores no resulta totalmente esencial, pero es un gran apoyo para conseguir los mejores resultados. El uso de cascos y micrófono se torna bastante útil, como era de esperar en un juego creado por el mismo equipo que nos brindara SOCOM, aunque también podamos comunicarnos a base de acciones predeterminadas que podemos seleccionar con el pad direccional.

Los modos de juego son bastante variados, aunque de momento la beta no nos permite jugar a más de uno cada vez que ingresamos al servidor, dentro de su horario específico. Las sensaciones una vez entramos de lleno en la batalla son la de total desorientación y de dificultad, a pesar de que M.A.G. nos lo pone bastante fácil con los controles (no cambian nada de lo ya establecido en el género). Hacerse a la idea de que no somos el Jefe Maestro ni nada que se le parezca puede antojarse complicado, ya que seguramente creeremos que todo esto es coser y cantar y saldremos corriendo a pegar unos tiros. Cuando uno muere varias veces comienza a pensar que lo mejor es seguir las instrucciones y acompañar a los demás soldados al destino, para así cubrirse los unos a los otros o aprovechar la distracción del enemigo al fijarse en un aliado.

PREVIEW DE MAG – ÍNDICE

PÁGINA 1 – Introducción y Jugabilidad
PÁGINA 2 – Modos de juego y detalles técnicos

Pablo Barce 08 | 10 | 2009