Con Beat the Beat: Rhythm Paradise, Wii recibe su propia entrega de una de las franquicias musicales más celebradas en Japón, hasta el punto de ser muchos los nipones que usan las melodías de estos juegos como tono en sus teléfonos móviles.

No es de extrañar: tras Rhythm Tengoku (como se conoce a la serie por aquellos lares), se encuentra el afamado productor japonés Mitsuo Terada, alias Tsunku, quien ha compuesto para auténticas divas del pop japonés como Ayumi Hamasaki.

RITMO MUSICAL

La pretensión de Terada era crear un título musical que pudiese jugar cualquiera. Así surgio el primer Rhythm Tengoku para Game Boy Advance (2006), al que seguirían su propia recreativa (Rhythm Tengoku Arcade en 2007) y la única entrega aparecida Occidente hasta la fecha: Rhythm Paradise para Nintendo DS.

Con Beat the Beat: Rhythm Paradise, la fórmula se extrapola al televisor. Quienes la desconozcan no tardarán muchas líneas, capturas, vídeos (o partidas) en cazarla: tan solo se trata de seguir los ritmos que el juego dispone en pantalla pulsando acompasadamente los botones A y B de nuestro WiiMote.

Beat the Beat wii

En efecto, podríamos estar ante un nuevo juego de la serie Trainning, aunque esta vez centrado en el desarrollo del sentido del ritmo. Puede que vuestra destreza ante el shooter de turno esté fuera de toda duda, pero poco o nada podréis hacer frente a vuestra hermana en Beat the Beat, si resulta tener mejor oído.

No os preocupéis si es vuestro caso: la práctica hace al maestro. Como los representantes de Nintendo España demostraron durante la presentación del título, basta obcecarse una y otra vez en cualquiera de los 50 minijuegos incluidos para que tarde o temprano consigamos seguir (aceptablemente al menos) tal popurrí rítmico. Además, cada prueba puede practicarse ajena a cualquier marcador, como novedad de esta edición.

Ese medio centenar de minijuegos se caracteriza ante todo por lo surrealista de su ambientación: lo mismo hemos de colar una pelota de gol por el espiráculo de una ballena, que nos encargamos de atornillar robots al ritmo de maquinaria industrial. Completados todos, nos aguardan sus remixes, donde los responsables dejan a las claras su experiencia con la serie Wario Ware.

En nuestra toma de contacto también quedó patente la rejugabilidad del título: será prácticamente imposible completarlo al 100%, teniendo que conseguir valoraciones “GENIAL” o “PERFECTO” para conseguir las ansiadas medallas. Estas permiten desbloquear tanto la banda sonora como los cinco minijuegos exclusivos de Game Boy Advance incluidos a modo de reto adicional. Por si fuera poco, también tenemos la opción de superar las marcas personales de cada prueba, asociadas a los distintos Miis de la consola.

Pero quizás la gran novedad de Beat the Beat respecto a las versiones portátiles sea la inclusión de juego a dobles cooperativo, donde la coordinación con el compañero será esencial para obtener las mentadas medallas.

Beat the Beat para wii

Sea como fuere, estamos ante uno de esos pocos juegos que resultan tanto o más divertidos mirando, que jugando (no hay nada como la frustración rítmica de nuestro compañero de juerga, os lo aseguramaos). Es lo que Nintendo España denomina “multijugador contextual” y seguramente el motivo por el que cederéis el mando a todas vuestras visitas.

Beat the Beat ya se encuentra a la venta, en exclusiva para Wii. La versión PAL, así mismo, es la única que nos permite alternar entre los temas ingleses y los japoneses, para que viváis la experiencia de Rhythm Tengoku tal y como fue concebida.

José Carlos Castillo 06 | 07 | 2012