Desde que anunciara su desarrollo como uno de los complementos más llamativos del sistema PS4, PlayStation VR se ha presentado como un ambicioso acercamiento hacia el mundo de la realidad virtual en nuestros hogares. Sin embargo, y a diferencia de las novedades del sector, la realidad virtual no es un aspecto que el consumidor pueda conocer desde su salón y la necesidad de tener un pequeño momento de acercamiento con el producto, es algo primordial para todos los aficionados con ganas de dar el salto, pero que aún recelan de sus capacidades.

Juego de carreras para PS VR

Con el fin de aclarar todas las dudas y misterios en torno al nuevo dispositivo, PlayStation ha desarrollado una experiencia interactiva para todos los aficionados, por medio de un futurista y luminoso showroom ubicado en el centro de Madrid (frente al Museo Reina Sofía), con el que todos los interesados podrán disfrutar de manera gratuita, de algunas de las demos más interesantes que nos aguardan.

¿Interesados en reservar una plaza hacia el futuro del videojuego?

Un check-in hacia un nuevo mundo

Para todos aquellos que sientan la llamada de la aventura y la experiencia a través de las puertas del VR Gate, se adentrarán en los misterios de una futurista puerta de embarque, en la que, por medio de un breve test de afinidad, nos asignará una de las ocho cápsulas de prueba disponibles en el centro.

Con nuestro destino elegido, podremos disfrutar de una experiencia cercana a la media hora, disfrutando de toda clase de vivencias virtuales: desde simpáticos y relajados momentos de juego, sentir la velocidad de un coche de carreras, o descubrir los horrores más psicóticos con experiencias realmente perturbadoras.

Una vez hayamos finalizado la experiencia (o nuestro estómago haya tomado la decisión por nosotros), podremos descansar de la emoción, en una de las salas adaptadas para la recuperación del Jet-lag, donde podremos volver a sentir el suelo firme bajo nuestros pies, mientras descargamos las fotos de nuestro viaje virtual y disfrutamos con algunas de las reacciones de los presentes a través de los monitores que decoran la sala.

Gafas de Playstationt VR

El showroom VR Gate estará disponible para todos los curiosos del mundo del videojuego de manera totalmente gratuita. Ubicado en la calle Sánchez Bustillo nº7 (frente al Museo Reina Sofía) y con horario de viernes tarde, o todo el día durante los fines de semana, los curiosos que deseen dar un paso hacia las sorpresas que nos depara este nuevo dispositivo, sólo tienen que registrarse en este enlace, y no vendría mal ir preparando una Biodramina para los inconvenientes del viaje.

PlayStation VR estará disponible en tiendas a partir del próximo 13 de octubre, a un precio recomendado de 399€ (al que tendremos que añadir el valor de la PS Cámara y un par de mandos PS Move, para una experiencia completa).

¿Estamos ante el comienzo de un nuevo escenario de juego?

Poder disfrutar de primera mano de la verdadera experiencia que ofrece PlayStation VR, ha sido una gran oportunidad de enfrentarnos de golpe al verdadero estado de la situación de la realidad virtual en el sector.

Hasta el momento, todos los que no podemos permitirnos el gigantesco desembolso de los modelos de alta gama en PC, hemos tenido la curiosidad acerca de la accesibilidad que supone la realidad virtual en un entorno cerrado como PS4. ¿Es una opción realmente viable? ¿La realidad virtual es el nuevo horizonte en el mundo del videojuego, o sólo nos encontramos ante un entretenido añadido para nuestros hogares?

Aunque es pronto para poder responder con claridad a cualquiera de esas preguntas, sí que podemos empezar a apreciar algunas limitaciones, que las mareas publicitarias no se van a animar en resaltar.

Hasta este momento, PlayStation VR ofrece unas sensaciones buenas para una primera inmersión en el mundo virtual. Teniendo en cuenta las limitaciones de una PS4, poder disfrutar de sentirte realmente dentro de un nuevo mundo es algo realmente importante, sin embargo, la sensación global de juego puede resentirse con el trascurso del tiempo.

Playstation VR Gate en acción

PlayStation VR es un dispositivo enormemente entretenido para sesiones breves de unos 20 minutos de juego, pero que más allá de ese tiempo, sus pequeños inconvenientes entorpecen nuestra sesión de juego: una mejorable resolución de imagen, la poca movilidad que ofrecen sus primeras demos (poder desplazarnos libremente y girar a nuestro alrededor al mismo tiempo está extrañamente capado), así como la incomodad del dispositivo para largas sesiones (las gafas son cómodas, pero el acolchado no traspirable hace que a partir de veinte minutos comencemos a sudar y terminemos por empañar las lentes), hacen que el mareo esté prácticamente garantizado, y las largas sesiones de juego se conviertan en una lucha contra nuestro estómago.

PlayStation VR Gate en una simulación

Sin embargo, no podemos resaltar los inconvenientes de este modelo de entretenimiento dejando la sensatez de lado. PlayStation VR es un dispositivo realmente mejorable, pero que se trata de la primera experiencia real dentro del mundo de las consolas. Con un precio tan ajustado (casi la mitad que sus competidores) y las limitaciones de un sistema cerrado muy por debajo de un ordenador desarrollado para la realidad virtual, estamos ante un dispositivo de presentación para el futuro del videojuego, que, en el caso de recoger un recibimiento favorable por parte del público, terminará dejando paso a una versión mucho más pulida en las siguientes generaciones de consola.

Y es que para todos los aficionados a las comparativas más descabelladas ¿compararías de la misma manera un turismo compacto con un deportivo de alta gama? Los dos son vehículos que te permiten disfrutar de la experiencia de la conducción, pero no nos planteamos equipararlos sin tener en cuenta las grandes diferencias en precio.

Llegando al final de este artículo parece obligado destacar la pregunta: ¿la realidad virtual es el futuro del videojuego y PS VR una compra recomendada para sus comienzos? La respuesta sólo la puedes tener tú. Deja de momento a un lado todos los artículos comparativos y prueba de primera mano las sensaciones con el producto. Puede que las novedades te enganchen de tal manera que la cartera te queme en el bolsillo y te decantes por la opción modesta y efectiva de la PS VR, o puede que el mareo y las carencias de este primer modelo haga que te replantees tu propia decisión.

No escojas según las elecciones de terceras personas. La realidad virtual tienes que vivirla.

Marcos Pelillo 19 | 09 | 2016