Philip Seymour Hoffman fue hallado muerto en su piso de Nueva York el domingo 2 de febrero. El actor de Hollywood fallece a los 46 años (1967) en lo que parece haber sido una sobredosis. De nuevo las drogas se convierten en la causa de la despedida prematura de una estrella, de un hombre joven.

Philip Seymour Hoffman

El actor tenía una adicción a las drogas que se remontaba muy atrás e incluso había visitado varias clínicas de desintoxicación a lo largo de los años, la última el año pasado durante 10 días tras engancharse a la heroína.

Le sobreviven su pareja Mimi O’Donnell y tres hijos.

Hoffman trabajó en cine, teatro y televisión, y recogió el Oscar a mejor actor en 2005 por su interpretación de Truman Capote en Capote, por la que también se llevó un Globo de Oro, un BAFTA y el premio del Sindicato de Actores.

Philip Seymour Hoffman

Entre sus papeles más importantes encontramos Boogie Nights (1997), El gran Lebowski (1998), Happiness (1998), Magnolia (1999), Cold Mountain (2003), Capote (2005), Misión Imposible III (2006), La guerra de Charlie Wilson (2007), La duda (2008) Los idus de marzo (2011), The Master (2012) o su última aparición en las grandes pantallas, Los juegos del hambre: en llamas (2013).

Rocío González en 03 | 02 | 2014