Bolas mágicas de Dragon Ball Z

Dragon Ball Z es una de las sagas de animación de mayor éxito en todo el mundo. El manga de Akira Toriyama ha sido la fuente de inspiración de numerosas series, películas y como no, videojuegos, que han ayudado a expandir el universo de Goku y sus amigos gracias a las millones de copias vendidas. Prácticamente no hay generación de consolas desde entonces que no haya visto aparecer varios títulos en los que controlar a Goku y al resto de personajes que le ayudan a proteger la Tierra… o bien pretenden destruirla junto al resto de la humanidad.

Cuando hablamos de juegos de Dragon Ball nos referimos ya a clásicos que han pasado a la historia del sector. Y ahora te resultará mucho más fácil que nunca antes poder disfrutarlos. Porque, seamos claros, es muy difícil que alguno de nosotros conserve aquella incipiente NES, la MegaDrive o la Super Nintendo y los juegos en buenas condiciones, y si lo has hecho estarás pensando más en el dinero que puedes conseguir con ella y el movimiento coleccionista que en usarla.

Si estás buscando la forma más rápida, directa y sencilla de poder jugar con los clásicos de Dragon Ball Z la solución hoy en día pasa por utilizar un emulador. Pero olvida lo de bajarlo e instalarlo en tu PC para descargar después las ROMs de los juegos desde vete tú a saber dónde. MyEmulator es un perfecto emulador en la nube que funciona a través de cualquier navegador web. Solo tienes que acceder, elegir el juego de la saga que quiere disfrutar entre todos los disponibles y ejecutarlo directamente en pantalla. En función de la consola original o la consola portátil para la que se haya desarrollado el título los controles y gráficos cambian, pero todo está perfectamente adaptado para que puedas controlar los personajes con el teclado de tu PC.

Entre los juegos disponibles títulos como Dragon Ball Z: Kyoushuu! Saiya Jin publicado para la NES en 1990, Dragon Ball Z: Buyyuu Retsuden lanzado originalmente para la MegaDrive de Sega en 1994, Dragon Ball Z: Hyper Dimension de Super Nintendo del año 1996, Dragon Ball Z: The Legacy of Goku que apareció para la GameBoy Advance en el año 2002, Dragon Ball Z: Attack of the Saiyans de Nintendo DS publicado en 2009… Un completo viaje retrospectivo con más de 15 juegos diferentes de todas las épocas. Lo mejor de todo es que como puedes comprobar hay títulos que se creían casi perdidos y fuera de circulación, por lo que es una oportunidad única de disfrutarlos. Y sorprendentemente, lejos de lo que podría pensar el jugador actual, muchos de ellos tienen poco que ver con el género de lucha tan omnipresente en nuestros días, siendo más bien juegos RPG ideales para descubrir a fondo los orígenes de la historia.

Carlos Sánchez 28 | 08 | 2019