La aparición de Kinect hará menos de un año, supuso la revolución en el mercado de los videojuegos por la innovación que éste supuso, al permitir jugar sin la necesidad de mandos. Mediante el uso de una interfaz que reconoce nuestros movimientos, gestos, comandos de voz e imágenes, el usuario es capaz de interactuar con la consola sin necesidad de tocarla permitiendo ya no solo jugar, sino un sin fin más de utilidades que poco a poco se van descubriendo. ¿Os imaginas poder jugar a Kinect desde vuestro Smartphone? No es una idea tan descabellada, al fin y al cabo. Es más, podría ser una realidad dentro de poco.

Microsoft anunció ayer, durante la presentación de Windows Phone 7 en Barcelona, las ventajas de su nuevo terminal, entre las que destacó la capacidad de estos teléfonos para controlar la Xbox 360 con Kinect. En un video mostrado vemos como la aplicación desarrollada para Windows Phone 7 permite interactuar con el jugador de Kinect, dónde se observa cómo claramente se pueden controlar las pelotas que son lanzadas hacia el usuario mediante el uso del Smartphone.

No se sabe la fecha definitiva de salida de esta aplicación, pero sin duda alguna se trata de un aliciente para que los usuarios de Xbox 360 se declinen por este tipo de tecnología, puesto que la idea de controlar ya no sólo la consola sino Kinect a través de nuestro teléfono supone un nuevo mundo a descubrir, que llama mucho la atención tanto de usuarios como de desarrolladores que ven nuevas vías de entretenimiento.

Victor Monfort 15 | 02 | 2011