La distancia recomendada por Electronic Theatre para jugar a Kinect sin problemas es de unos tres metros, alegando que el asunto de la distancia se ha exagerado bastante. ¿Cinco metros como mínimo para jugar? ¿10? ¿20? ¡Ni hablar! Con tres es suficiente. “Esencialmente, el problema radica en el sistema de detección de las lentes de la cámara, una funcionalidad que existe tanto en Kinect como en PlayStation Move“”, explica el portal.

Kinect Adventures, incluido en el pack, pide demasiado, especialmente cuando dos usuarios juegan simultáneamente; pero incluso en ese caso los jugadores pueden disfrutar del título si mantienen una distancia de aproximadamente 3.04 metros. De hecho, con 2.43 metros de distancia ya es suficiente, que es la misma distancia recomendada para muchos de los títulos de lanzamiento de PlayStation Move“.

Asimismo, Electronic Theatre, tras probar múltiples títulos para ambos periféricos, concluye que ni Kinect ni Move funcionan correctamente en una distancia menor a 1.82 metros, aunque todo siempre depende del título al que se quiera jugar. De todas formas, este pequeño experimento demuestra que la polémica “Kinect exige habitaciones espaciosas” no tiene fundamento alguno.

Daniel Cáceres 22 | 11 | 2010