Ya se barruntaba y se ha hecho oficial. El recinto Yerba Buena Center (San Francisco) ha sido el encargado una vez más de acoger una nueva keynote de Apple, la empresa de la manzana más popular y rentable del mundo.

El nuevo iPhone está realizado completamente mediante dos materiales: aluminio y cristal. Gracias a estos compuestos en la conferencia se ha asegurado que será un 18% más fino y un peso de 112 gramos un 20% más ligero que su antecesor, el iPhone 4S. Según Phil Schiller el reto era “hacerlo mejor y más pequeño”.

Respecto a la pantalla, el tamaño será de 4 pulgadas y la tecnología utilizada será Retina (la misma del Nuevo iPad) con una capacidad 326ppi (píxeles por pulgada) y una resolución de 136×640. Mantiene la anchura pero en esta ocasión será más alta la pantalla.

Una de las grandes novedades que a simple vista puede pasar inadvertida es que por primera vez el menú de un iPhone contará con cinco filas para aplicaciones. Una más que en todos sus anteriores diseños. Una nueva característica aplicada gracias a la mayor altura de la pantalla.

Dos modelos de iPhone 5

La batería, uno de los grandes condicionantes de este tipo de smatphones, tendrá una duración de 225 horas en espera. Con conexión de redes variará entre las 8 horas si se tiene activado el 3G o las 10 horas si se utiliza el WiFi. Si se hace un uso a los dos principales apartados multimedia, la batería durará 10 horas reproduciendo vídeos y 40 horas reproduciendo música.

Se ha confirmado también un nuevo procesador. El esperado chip A6, con una velocidad 2 veces superior tanto en la CPU como en los gráficos si se compara con el chipset A5, el utilizado en iPhones anteriores.

La cámara tendrá un sensor de 8 megapixel, una resolución de 3264×2448 píxeles, iluminación en la parte posterior del aparato, filtro Híbrido IR, una lente de cinco elementos y una apertura de f/2.4.

Lourdes Guerra 12 | 09 | 2012