El pasado lunes 18 de febrero, algunos medios especializados tuvimos la oportunidad de disfrutar en las oficinas de Koch Media de la “última” entrega de la saga Resident Evil en consolas: Resident Evil Revelations. Una versión adaptada en alta definición para PS3 y Xbox 360, del título del catálogo de Nintendo 3DS, que recibió extensas alabanzas por parte de crítica y público.

En una decisión sorprendente, los desarrolladores de Capcom han escuchado el continuo reguero de solicitudes de aficionados, que pedían una trasformación del título portátil a las principales consolas de sobremesa. Un tema que no es de extrañar, pues parece que la acertada versión que presentó Capcom en 3DS, tiene un estilo propio que rompe con la trayectoria que la saga había desarrollado en sus últimas entregas, y conecta con los gustos de todos aquellos aficionados, que añoraban con morriña los gloriosos tiempos de sus primeras versiones, donde la acción y los gráficos no ocupaban unos puestos prioritarios por delante del drama y la sensación de angustia por la supervivencia.

Sin embargo, la mudanza de un título desarrollado inicialmente para una consola portátil hacia las potentes consolas de sobremesa, ha llevado consigo algunos inconvenientes típicos, tanto en la necesidad de mejora en sus gráficos, como la definición de un sistema de control totalmente diferente a lo mostrado en la Nintendo 3DS.

La trasformación de un gran título

re revelations xbox 360

Aunque durante la prueba sólo pudimos disfrutar del episodio cuatro de la campaña, los principales misterios sobre su correcta adaptación a sus nuevos medios fueron rápidamente resueltos con los primeros momentos de juego. Resident Evil: Revelations nos muestra un logrado entorno gráfico, que mediante unas agraciadas texturas, convierten al conjunto en un adecuado título en HD. Un acertado juego de gráficas y texturas, que saben adaptarse a las necesidades del momento, pero que quedan desfavorecidos en comparación a los detalles de las últimas entregas de la saga.

No obstante, hay que comprender que aunque se trate de una adaptación en HD, el título se diseño inicialmente para Nintendo 3DS, por lo que no podemos esperar enormes escenarios cargados de detalle, sino que abundarán otro tipo de escenarios, cargados de zonas estrechas y aspectos lúgubres, que se acoplan perfectamente al dramatismo del momento. Una vez resuelto el entorno gráfico, nos quedaba por resolver las posibles dudas en torno a su jugabilidad, y en concreto, el cómo trasmitir las opciones de control táctil, a un sistema de juego basado únicamente en un mando.

Para nuestra sorpresa, la facilidad con la que el juego se desenvuelve con el mando, consigue una adaptación al título de manera casi instantánea. Gracias a la mayor cantidad de botones presentes en los mandos de PS3 y Xbox 360, las funciones ofrecidas en la portátil de Nintendo no se han visto mermadas. Nos podemos desplazarnos por el mapeado, disparar a los diferentes enemigos que nos encontremos, o utilizar las distintas interfaces de menú, de una manera muy rápida e intuitiva, en la que no se echa en falta ninguna carencia del propio mando.

Por lo demás, Resident Evil: Revelations mantiene todos los aspectos que hicieron de la saga una de las mayores del sector con sus primeros títulos. Un control del personaje en tercera persona a lo largo de unos escenarios, donde la angustia prevalece por delante del número de enemigos en pantalla, y la acertada presencia de puzles, dispuestos a engrandecer los momentos de investigación.

Variados modos de juego

re revelations ps3

Aunque durante nuestra sesión de prueba disfrutamos del modo campaña, sí pudimos observar los diferentes estilos de juego en su modo asalto, disponible en modo de un jugador, como en multijugador. Utilizando las bases del aclamado modo mercenarios de la saga, en el modo asalto podremos elegir a cualquiera de los personajes de la historia (cada uno con diversas estadísticas exclusivas), para desempeñar una competición de supervivencia, por algunos de los escenarios del juego, con el objetivo de terminar con todas las amenazas en el menor tiempo posible, a la vez que conseguimos los mayores registros de puntuación.

Con cada partida que vayamos superando, iremos consiguiendo experiencia y dinero, con los que ir adquiriendo diverso armamento disponible, o la posibilidad de mejorar nuestras armas, con diferentes tipos de modificaciones. En definitiva, el alternativo modo asalto del título, consigue alargar nuestro interés mucho más allá de su elaborado modo historia, que como en la mayoría de sus títulos, carece de mucha rejugabilidad.

Recuperando los viejos tiempo

re revelations gameplay

A grandes rasgos, parece que la fuerte demanda de una gran masa de aficionados a la saga, por fin ha sido tenida en cuenta en las oficinas de Capcom, dando a todos los usuarios de PS3 y Xbox 360, la oportunidad de disfrutar de un Resident Evil de la antigua escuela, donde los disparos continuados y municiones por doquier, quedan aparcados para dejar paso al espíritu que tanto caracterizó la saga.

A partir de ahora, tan solo nos queda esperar cuál será el rumbo a seguir desde Capcom, que empieza a darse cuenta que la orientación que ha llevado la franquicia hasta el momento, habrá conseguido un aumento en sus ventas, pero no en la calidad de sus títulos. ¿Volverá Capcom a los inicios de la saga? Aún es muy pronto para responder a esa pregunta, pero mientras tanto, podemos ir quitándonos el vicio, con unas partidas a Resident Evil: Revelantions.

Marcos Pelillo 22 | 02 | 2013