El pasado 2 de octubre, Activision nos invitó a conocer las excelencias de Call of Duty: Black Ops 2. Para detallárnoslas contamos con la presencia de Jay Puryear, director de desarrollo en Treyarch, quien además de ofrecernos una espectacular demostración en vivo, introdujo las cuantiosas novedades del título.

Con Black Ops 2, Treyarch nos ofrece su primera secuela directa, aspirando a quitarse la coletilla de segundona a que fue relegada tras el buen hacer de Infinity Ward. El juego transcurrirá en dos frentes temporales: una tercera parte se ambienta en los años 80, mientras que el resto opta por un no tan lejano 2025. Esta última trama supone una reflexión sobre la revolución robótica y si incidencia en los conflictos armados del siglo XXI.

CELERIUM

Tal premisa deja buena cuenta de la espectacularidad que nos aguarda, manifiesta en el nivel que nos mostró el propio Puryear. En “Celerium” hemos de infiltrarnos en la base subterránea de Raúl Méndez, antagonista del juego. Descendemos por un acantilado, en mitad de una tormenta torrencial. Estos primeros minutos dejan buena muestra de la espectacular recreación climatológica, la calidad de las texturas (nunca una formación rocosa se ha apreciado con tanto detalle a tres palmos del jugador) y lo inmersivo de la jugabilidad.

black ops 2 multijugador

Abandonamos la verticalidad planeando, hasta aterrizar en una jungla también hiperdetallada. Black Ops 2 se convirtió entonces en un juego de infiltración (camuflaje óptico mediante), estatus que apenas duró unos minutos. Los que tardamos en comenzar a disparar. Explosiones, humo y ráfagas de balas ensordecieron un escenario copado de parapetos y armamento pesado (torretas inclusive). Mientras hacemos frente a los enemigos, aún tenemos tiempo para recrearnos en sus espléndidas animaciones faciales, las más realistas que la franquicia haya conocido.

Los disparos continúan ya en el interior de un enigmático templo, bajo el cual se hayan las instalaciones que nos han llevado aquí. Estos últimos combates ratifican la exigencia del último Call of Duty, en el que no será tan fácil avanzar cual elefante por cacharrería.

EL MULTIJUGADOR DEL MILLÓN DE HORAS

Aún ensimismados por la demostración, Puryear pasó a concretar las múltiples modalidades multijugador, tarea en la que invirtió más de una hora (ahí es nada). El principal añadido resulta sin duda el completo creador de clases, que nos permite configurar hasta 10 armas e items por personaje.

El multiplayer nos depara 55 niveles (y una decena más de prestigio) por cada uno de los cuales se nos otorgan tokens, canjeables por nuevos items. Igualmente, sumaremos experiencia consiguiendo medallas, lo que no resultará moco de pavo: solo las acciones más arriesgadas o espectaculares tendrán recompensa.

black ops 2 multiplayer

Destacable también la modalidad “eSports”, tan de moda últimamente, que nos imbuye en una competición de liga por matchmaking, estructurada en 7 divisiones. Si preferimos ir de espectadores, entonces habremos de recurrir al “Codcasting”: retransmisión de tales encuentros donde seguir bien a un jugador, bien el enfrentamiento en su totalidad, gracias a un mapa esquemático.

Respecto a las modalidades más tradicionales, atentos a la retahíla enumerada. En “Core” encontramos: Team Deatchmatch, Free for all, Domination, Demolition, Kill Confirmed, Hardpoint, Headquarters, Capture the Flag y Search and detroy. Los modos “Party”, por su parte, incluyen: Gun game, One in the Chamber, Sharpshooter y Sticks and Stones; mientras que “Combat Trainning” se divide en Bootcamp, Objetctive y Bot Stomp (6 humanos contra 6 bots sin puntos de experiencia).

Por supuesto, Black Ops 2 también contará con modos multijugador personalizables. Podremos crear partidas para cualquiera de las modalidades citadas, determinando clases, introduciendo bots, limitando ventajas e incluso fijando nuestras propias reglas competitivas o cooperativas. Si todo esto no fuese suficiente, el juego incluye también más de 1.000 desafíos con los que ganar experiencia y desbloquear items o el modo “Theatre”, donde ver las últimas victorias de la comunidad, votarlas o compartir las nuestras. Por último, “Higlight Reel” crea un vídeo con los momentos más espectaculares de nuestras partidas, ideal para presumir ante los colegas.

CALL OF ZOMBIES

Llegados a este punto, el desarrollador incidió en lo que muchos estábamos esperando: la infección zombi del shooter. Esta modalidad ha mutado hasta convertirse en una campaña alternativa, con más personajes, armamento y zombis que derribar. Una trama afectada por nuestras decisiones pasadas en la que se alternarán los tiroteos a pie con recorridos en autobús. En resumidas cuentas, “Transit” depara un mundo enorme por explorar en el que cooperaremos con hasta otros tres jugadores.

balck ops 2 mapas

Dos modos más para los insaciables: “Survival” (cooperativo de 1 a 4 jugadores) y “Grief”, donde hasta 8 jugadores competirán por equipos hasta que solo quede un miembro en pie. Este Black Ops 2 zombi también gozará de partidas personalizadas, matchmaking mejorado, completo seguimiento estadístico y tablas de clasificación. Finalmente, nuestro hands-on se centró en distintas variantes del multiplayer, que demostró sobradamente por qué es Call of Duty la serie que más horas de juego copa en Xbox LIVE y PlayStation Network: ni rastro de lag, partidas rápidas y adictivas, sublime diseño de niveles y reglaje de marcado componente estratégico.

Visto lo visto, el próximo 13 de noviembre nos aguardan tres juegos al precio de uno: la campaña para un jugador, el multiplayer más completo visto en un shooter y una horda de zombis que masacrar en solitario o en compañía. Parece que sí: Treyarch pasará de aprendiz a maestro con Call of Duty: Black Ops 2 (si es que no lo había hecho ya).

José Carlos Castillo 12 | 10 | 2012