SERÁ MEJOR QUE SUBAS AL NAVÍO, GRUMETE

Tras las típicas proyecciones acerca de todas las grandezas y novedades que nos esperan en el juego, llegamos al punto más esperado del encuentro: probar finalmente como responden nuestras expectativas con una sesión de juego real en PS4.

Separadas en diferentes partidas de juego, los asistentes al evento pudimos experimentar con alguna de las secuencias más destacables que nos esperan en el juego:

Adewale y Edward Kenway.

  • Tomar los mandos de nuestro navío y lanzarnos a los mares, en busca de tesoros y provisiones desde las pequeñas islas tropicales, o disputar las más grandiosas batallas navales, contra los grandes galeones y fragatas de los ejércitos imperiales.

    Más allá de las primeras experiencias con AC3, en esta entrega podremos zambullirnos de pleno en la crudeza de la vida pirata, con el abordaje de barcos y fortalezas, con la libertad de acción que nos permite un sandbox.

  • Visitaremos los principales asentamientos de las islas, para rebuscar nuevos miembros de nuestra tripulación entre la peor calaña de sus habitantes: mercenarios ciegos de ron, proscritos buscados por la justicia, o incluso indefensos miembros de bandos enemigos, que accederán gustosos a nuestro equipo con tal de librarse de la pena de muerte.
  • La exploración por solitario nos permite abandonar momentáneamente la protección de nuestra tripulación, para lanzarnos en la búsqueda de tesoros ocultos en ruinas, la caza de animales para la confección de nuevos accesorios para nuestro equipo, o el asesinato de destacados objetivos impuestos por la orden de los Assassins.

El sigilo puede ser una de las claves cuando estemos desarmados o no queramos que se conozca nuestra presencia.

  • Continúan las sorpresas de la era moderna: Cuando nos cansemos de la navegación y la lucha de las aventuras de Edward Kernway, siempre podremos desconectar del sistema Ánimus, para darnos un apacible paseo por las modernas oficinas de Abstergo.

    Gracias a su sistema de “juego dentro de otro juego”, en el momento que desconectemos del sistema, podremos investigar por las diferentes salas y pasillos de la base central Abstergo donde se esconden los grandes secretos que oculta la trama principal, aunque para encontrarlos tendremos que recolectar los diferentes calves y llaves de acceso ocultas por el escenario.

En cuanto a los resultados que consigue PS4 con el título, podemos decir que el nuevo salto de plataforma va a suponer un agradecido empujón a la experiencia jugable dentro de la saga. No solo seremos testigos de un avanzado entorno gráfico, donde las espectaculares localizaciones y escenas marinas solo son eclipsadas por sus técnicas de iluminación, sino que, además, la fluidez que experimentamos a los mandos, con unos gigantescos escenarios sin ralentizaciones o tiempos de carga, hará las maravillas de todos los aficionados de la franquicia.

Barbanegra.

A partir del próximo 31 de octubre, la era del saqueo y el abordaje pirata volverá en toda su gloria en Assassin’s Creed IV: Black Flag. Con una primera salida programada para PS3, Xbox 360, Wii U y PC, los aficionados a la popular saga de Ubisoft podrán seguir disfrutando de las maravillas que esconde un juego, que seguro dará que hablar en sus versiones de Xbox One y PS4 (disponibles desde su lanzamiento al mercado)

IMPRESIONES DE ASSASSIN’S CREED IV: BLACK FLAG – ÍNDICE

PÁGINA 1 – Impresiones.

PÁGINA 2 – Jugabilidad.

PÁGINA 3 – Entrevista a Arnaud Vaudour.

Marcos Pelillo 30 | 09 | 2013