ESTRELLAS #116: ¡AL LÍMITE!

super mario galaxy 2 guia
Puedes acceder a esta estrella a través de un Cometa Pícaro.

En esta ocasión, no debes recoger ninguna estrella de plata, pero una cuenta atrás amenazará con dar la misión por fallida a no ser que recojas la estrella del final a tiempo. ¿La solución? ¡Atajos y coger todos los relojes que veas!

Nada más empezar, avanza hacia el borde, divisa la plataforma de enfrente con el botón y realiza un salto largo para caer en ella. Activa el botón y corre hacia la derecha para llegar al otro lado. Espera a que pase la caja y corre para encontrar el pasillo de la derecha.

Realiza un salto largo para alcanzar el panel verde para superar la primer caja; para superar la segunda, resguárdate en el suelo seguro y espera que te haya pasado por encima. Realiza un salto largo para acortar camino hacia el cristal donde se oculta la estrella.

JEFE TRAS JEFE

ESTRELLA #117: ¡¿OTRA VEZ POR AQUÍ!?

¿Te ves capaz de enfrentarte a cinco jefes finales de Super Mario Galaxy 1 y a soportar un caso descarado de reciclaje? Veamos si tienes redaños para ello.

Inmediatamente golpea la cola de Dinopiraña para que aparezca. Necesitarás darle tres veces más para vencerle. Simplemente sitúate en su espalda para despistarle y sigue dándole a la cola.

Antes de enfrentarte al Rey Pulpo, corre hacia el otro lado del planeta para coger la Medalla de Cometa con un buen salto hacia atrás.

Esquiva las bolas ígneas del Rey Pulpo y devuelve la sandía para darle un buen tortazo. Repite la operación, sólo que en esta ocasión el jefe final te devolverá la sandía y deberás golpearla una vez más.

Para el tercer golpe, el Rey Pulpo invocará una especie de fuegos fatuos, pero puedes obviarlos perfectamente mientras golpeas la sandía hasta tres veces para vencer al rufián.

Espera a que el topo asome la cabeza y entonces da un culetazo en el suelo para que salga atontado y puedas realizarle un ataque giro. Evidentemente, el jefe final se enfadará contigo e irá a por ti; aguarda a que el reguero de tierra se acerque y entonces huye hasta que vuelva a aparecer gran parte del cuerpo del topo para volver a golpear al suelo y darle una buena tunda.

El topo acelerará su embestida inicial, así que estate atento para golpear el suelo nada más irrumpa su cabeza. ¡No descanses todavía! El topo contraatacará y deberás volver a golpear el suelo antes de que te dé a ti. Ahora sí: dale el asalto con giro definitivo.

El siguiente jefe final, una roca demoníaca, invocará piedras que irán a por ti. Esquívalas pero permanece atento a las negras, pues de ellas saldrán Boos especiales que puedes recoger con un giro y lanzar hacia su creador para hacerle daño. Tres golpes y el bicho revelará su corazón, ¡dale duro para… ¿acabar con él?! Pues va ser que no.

Para la segunda ronda, la roca tendrá dos manos adicionales que le servirán tanto como armas ofensivas como defensivas. El truco consiste en acercarse mucho a su cuerpo cuando vayas a coger un Boo para asegurarte de que le das a él y no a una de sus manos (no sirve que las destruyas, pues reaparecerán al cabo de un tiempo). Ahora sí que sí: tres golpes y uno más para darle de nuevo al corazón y la batalla habrá concluido.

El duelo final contra la versión ígnea del Dinopiraña no es larga, pero sí difícil porque depende mucho del factor suerte; su cola (el punto débil) se incendiará cada cierto tiempo, así que debes aguardar a que su fuego se extinga para atacarle. Debido a la velocidad de sus momentos, a los meteoritos que irán cayendo y al hecho de que la cola dejará tras de sí regueros de fuego, esta batalla consiste más en aprenderse el tempo de la transformación de su cola para darle justo en el momento que va a apagarse.

ESTRELLA #118: ¡DATE PRISA! ¡¿OTRA VEZ?!

super mario galaxy 2 nintendo wii
Puedes acceder a esta estrella a través de un Cometa Pícaro.

Los tres jefes finales son fáciles y rápidos de eliminar, así que deberías llegar al cuarto jefe con poco más de tres minutos de margen.

El verdadero problema de la misión es precisamente la roca demoníaca, pues requiere precisión para vencerlo rápidamente en la segunda ronda, cuando cuenta con las manos que le sirven de escudo defensivo.

¿Qué debes hacer? Lo que te recomendamos en la anterior estrella: permanecer muy cerca de su cuerpo para que, al coger un Boo negro, éste dañe a la roca con el primer giro, que es el más corto de todos.
Espera a que todas las piedras hayan desaparecido y asegúrate de recoger dos Boos negros a la vez en el caso de haberlos para que no choquen entre sí, haciendo que pierdas mucho tiempo.

Si llegas al último jefe final con poco más de un minuto, tendrás tiempo de sobras para vencerle. No te impacientes y asegúrate de memorizar el tempo de la cola para que no te dañe y para acabar con Dinopiraña en menos que canta un… ¿Yoshi? ¿Estos bichos cantan?

MURALLA CANALLA

ESTRELLA #119: ¡UNOS GIROS DE VÉRTIGO!

Para acceder a esta estrella, necesitas conseguir 2.000 trozos de estrella y dárselos al destello glotón que pulula por el mapa del mundo.

Realiza giros para que las plataformas cambien y te permitan acceder a la tubería. Sigue saltando mientras vas girando en ciertos momentos para que aparezcan o desaparezcan plataformas; en algunos momentos deberás utilizarlas para escalar saltando de pared en pared.

La sección posterior a la primera banderilla requiere un poco más de precisión, pues deberás realizar saltos largos y girar en el momento adecuado para que aparezcan las plataformas salvadoras. Aguarda a que los pinchos desaparezcan y entonces realiza saltos hacia atrás para alcanzar esos lugares y seguir adelante para evitar un pinchazo indeseado.

Después de la segunda banderilla te espera un reto difícil: pasar por una sección compuesta por nueve plataformas con pinchos que van y vienen. Lo que tienes que hacer es resguardarte en las plataformas azules y saltar de una a otra hasta que los pinchos de abajo desaparezcan y puedas continuar.

Escala por la primera sección del muro pero detente cuando estés a la altura de la cima de las plataformas anteriores. Asegúrate de que las plataformas azules no están presentes y entonces realiza un salto largo hacia la izquierda y realiza un giro en el momento adecuado para acabar en el techo de una de las plataformas que utilizaste para sortear los pinchos. Da un salto largo para llegar a la siguiente y recoger la última Medalla de Cometa.

Reemprende la ruta hacia la derecha. En esta parte final deberás saltar de muro en muro, girando en el proceso para que vayan apareciendo plataformas de apoyo. En la cima te aguarda la penúltima estrella.

ESTRELLA #120: SALTOS ENTRE LAS SOMBRAS

Puedes acceder a esta estrella a través de un Cometa Pícaro.

Como te acabas de pasar este nivel, volverlo a superar pero con el añadido de que te perseguirán clones malévolos no es una tarea difícil… hasta que llegues a la sección posterior a la segunda banderilla.

Para superar la sección con las nueve plataformas “pinchudas”, asegúrate de que las plataformas azules han desaparecido y, cuando los pinchos se escondan, empieza a saltar como un poseso hasta la quinta plataforma. Realiza entonces un salto largo hacia la séptima y sigue avanzando hacia el final.

La parte final en la que debes saltar de muro a muro dependerá básicamente del factor suerte, ya que existen posibilidades de que te acabes topando sin querer con uno de tus clones, enviándote seguramente al vacío. No te desanimes si eso ocurre, repítelo hasta que consigas la preciadísima estrella final. ¿O no…? Vuelve a vencer a Bowser para averiguarlo.
super mario galaxy 2 trucos

Daniel Cáceres 11 | 08 | 2010