El capítulo de hoy de nuestra guía de Final Fantasy XIII-2 la queremos dedicar al último combate de FFXIII-2, a la temida batalla final, pero no os preocupéis porque os daremos toda la información posible para saber cómo vencer al enemigo final sin problemas.

Combate final de FFXIII-2

En esta ocasión deberéis derrotar a Bahamut Rao, Bahamut Passio y Bahamut Tenebra, tres enemigos que no os lo pondrán nada fácil.

FORMACIÓN RECOMENDADA

Para salir ileso de la batalla final de FFXIII-2 os recomendamos utilizar las siguientes configuraciones:

  • Ataque Implacable: FUL – CAS – FUL,
  • Búhos del Bosque: SAN – OBS – PRO,
  • Alianza tricolor: SAN – OBS – FUL,
  • Gran muralla: PRO – PRO – PRO,
  • Cerbero: CAS – CAS – CAS,

CÓMO DERROTAR A BAHAMUT RAO

Es resistente a los ataques mágicos, aunque cae con relativa facilidad si conseguís aturdirlo y aumentar la barra de cadena.

Sus ataques favoritos al inicio de la batalla no serán excesivamente fuertes, pero os recomendamos que no os confiéis, pues ganan en potencia a medida que avanza la lucha.

CÓMO DERROTAR A BAHAMUT PASSIO

Al contrario que Rao, es resistente a los ataques físicos, aunque también os resultará relativamente fácil ganarle si conseguís aturdirlo y aumentar la barra de cadena.

Tened también especial cuidado con sus ataques, que se volverán más dañinos a medida que avancéis en el combate.

Cómo derrotar a Bahamut Raos, Passia y Tenebra

CÓMO DERROTAR A BAHAMUT TENEBRA

Tras derrotar a Bahamut Rao y Bahamut Passio aparecerá Bahamut Tenebra, que es el verdadero enemigo al que deberéis enfrentaros para poner fin al combate. No obstante, Tenebra volverá a incorporar a la lucha a Rao y Passio una y otra vez.

Por si enfrentaros a tres enemigos a la vez fuera poco, Tenebra será inmune a vuestros ataques mientras alguno de sus subordinados esté presente, no obstante, éste no atacará mientras peleéis contra sus dos aliados. Asimismo, Bahamut Tenebra reúne unas habilidades que le permitirán neutralizar a los miembros de vuestro grupo con ataques muy fuertes, como Suspiro abisal o Hoja de juicio.

Cuando consigáis derrotar a Rao o Passio, Tenebra siempre lanzará Rompemaleficios, provocando una serie de estados alterados que os recomendamos curar cuanto antes. Os recomendamos tener especial cuidado con su ataque Sombras de otoño, pues aparecerán varios objetos llamados Simientes umbrías que tienen poca VIT y que se autodestruyen al cabo de un tiempo, pero que conviene destruir cuanto antes para que podáis volver a centraros en su creador.

Durante el combate podréis observar cómo periódicamente aparecerán unos números que van desde el 3 hasta el 1, tras esto, vuestro equipo recibirá un contundente ataque que variará según el número de adversarios:

  • Exafulgor: Cuando los tres Bahamuts están activos,
  • Terafulgor: Cuando dos de los Bahamuts están activos,
  • Gigafulgor: Cuando Bahamut Tenebra está solo.

Llegados a este punto os recomendamos cambiar a formación Gran Muralla para intentar reducir los daños.

Ganar a Bahamut en Final Fantasy XIII-2

La clave para ganar a Tenebra está en ser todo lo rápidos y eficientes que podáis.

TRUCOS Y CONSEJOS

– Es muy importante que sepáis que salir al Menú principal durante la batalla final provocará que tengáis que enfrentaros de nuevo contra Bahamut Caos y las dos versiones de Caius Ballad para llegar hasta el enfrentamiento final.

– Aunque parezca arriesgado, apostad por un ataque total contra Rao o Passio, cuando estén activos los tres Bahamuts.

– Si llegado el caso tenéis que resucitar a un miembro de vuestro equipo, os recomendamos utilizar siempre la Cola de Fénix y no el hechizo Lázaro, pues ésta aporta dos estados beneficiosos temporales además de curar el daño por Desangramiento.

Silvia Galiana 24 | 04 | 2012