ubisoft
Desde Ubisoft esperan que el inminente Assassin’s Creed: Bloodlines, que hará su aparición en los próximos meses para PlayStation Portable, ayude en las ventas de la secuela y aumente las cifras de mercado en la portátil de Sony. De esta forma, la relación de Altair y Ezio sería aún más fructífera de lo que ya parece ser y la compañía francesa mejorará sus previosiones económicas, que actualmente no pasan por un buen momento, lo que ha llevado al retraso de proyectos importantes como Red Steel 2.

“Después de la acogida de Assassin’s Creed en el pasado E3, pensamos que el título podría vender hasta un 15% más que la primera parte. Estas nuevas ventas se deben al lanzamiento de la serie en PSP, pues se ha sumado una nueva plataforma no presente en el anterior juego”, comentó Alain Corre, director ejecutivo de Ubisoft. Asimismo mencionó que las reservas de la secuela están funcionando mejor que en la primera entrega, por lo que las previsiones son aún más optimistas.

El primer Assassin’s Creed consiguió vender más de ocho millones de copias en todo el mundo y no sería extraño que la segunda parte superara ese buen nivel de ventas. Si a ello sumamos el excelente aspecto que parece tener el juego para PSP, auguramos un éxito importante para la franquicia en los próximos meses.
assassins creed assassins creed 2

Antonio López 29 | 07 | 2009