Sobre las ruinas de la devastación se formó la Orden de las Naciones Unidas, una orden que prometió abastecer de alimentos y proteger a la población, pero que terminó esclavizando a la humanidad. Dos facciones se oponen a este régimen de opresión, el glorioso Frente de Liberación y la clandestina Revolución de la Sombra, pero, ¿conseguirán la libertad reduciendo la Orden de las Naciones Unidas? De nosotros dependerá.

ESTRATEGIA ONLINE DE CALIDAD

Imaginaros un mundo en guerra, un mundo futuro en el cual las naciones miden sus fuerzas equipadas con la última tecnología militar… un caos total donde deberemos tomar el mando estratégico para conseguir la victoria de los nuestros… si, está claro que no queremos guerras en el mundo que vivimos actualmente, pero si deseamos soltar adrenalina y estrujarnos el coco con estrategias, aquí tenemos un juego que aspira a hacernos pasar unas horas entretenidas.

Trion Worlds nos presenta End of nations, un multijugador online masivo de estrategia en tiempo real (MMORTS) en el cual podremos jugar partidas JCJ (jugador contra jugador) de hasta ocho jugadores al más puro estilo Command & Conquer. Crear estructuras y unidades, ordenar nuestras tropas y explorar territorios, atacando o defendiéndonos, sin un momento para la tregua. Planificando que unidades nos vendrán mejor para según qué acción queramos realizar en cada momento y como querremos realizar cada acción para perder el mínimo número de unidades y salir airosos ante nuevos retos…

Esos serán nuestros objetivos a lo largo de este juego, objetivos ya vistos en otros títulos de estrategia en tiempo real, pero que van más allá, al introducir el mismo dentro de la vorágine de los multijugador masivos online, que cada vez van tomando más fuerza dentro del mundo de los videojuegos actuales. Uno de los aspectos destacables de este título reside en la posibilidad de ir subiendo de nivel, pudiendo de este modo medir nuestras fuerzas con otros jugadores de igual a igual, para que haya así un equilibrio de fuerzas en todo momento. Esto lo podremos conseguir conforme vayamos adquiriendo experiencia de juego y hayamos cumplido una serie de objetivos concretos.

Por otro lado destaca la posibilidad de poder jugar en modo cooperativo, pudiendo hacer hermandades y clanes, formando un ejército a lo bestia, pudiendo jugar hasta 50 jugadores simultáneamente… Podéis imaginar lo impresionante que puede llegar a ser una partida con tal cantidad de gente intentando hacerse con la victoria. La cantidad de unidades, explosiones, destrucción y competitividad que puede llegarse a dar ante una partida de tal magnitud. Técnicamente, el apartado gráfico tiene muy buena pinta, destacando la calidad de los escenarios y la total libertad y fluidez de movimientos de cámara, con zooms y alejamientos bien ejecutados. En cuanto a unidades y estructuras disponibles en el juego y la calidad de las mismas, se ha recortado un poco, en aras de dar más fluidez, debido en gran medida a la gran cantidad de unidades (tanques, “mechas”, robots, soldados, etc) que aparecen (centenares).

Ambientado en un mundo futurista devastado y con el ánimo de darnos una sensación realista, podremos ver soldados montados en robots, tanques, fuerza aérea, lanzaderas de misiles, etc. y sobre todo acción estratégica a tope, sin darnos más opción que planificar nuestro próximo movimiento, si no queremos ser convertidos en chatarra… para finalizar, y a la espera de la salida de este prometedor titulo, comentaros que tendremos la posibilidad de customizar cada ejército, incluso cada unidad de combate, teniendo de este modo un ejército totalmente diferente al de nuestros adversarios. Las armas serán también personalizables.

El juego saldrá con un número limitado de mapas, los cuales se irán incrementando para que nadie quede descontento. Por cierto, también podremos jugar una campaña en solitario, lo cual nos permitirá familiarizarnos con lo que nos esperará en el modo masivo. La verdad es que todo apunta a una buena producción que puede agenciarse miles de adeptos a los juegos de estrategia en tiempo real, con el valor añadido del multijugador masivo, el cual puede alargar la vida de este ambicioso proyecto y convertirlo en todo un clásico a nivel mundial. Estaremos atentos al resultado final deseando que así sea. La guerra está servida, ¿te apuntas? En breve nos veremos las caras…

Luis Martinez 13 | 06 | 2011