Cristiano Ronaldo recogió ayer el Balón de Oro 2013 de manos de Joseph Blatter. El premio acredita al jugador portugués del Real Madrid como mejor futbolista de 2013, un apelativo ganado a pulso tras una campaña muy reñida, como indicarían los porcentajes de votos.

Ronaldo Balón de Oro

Con el 27,99 por ciento de los votos, el jugador portugués, pichichi actual del campeonato español y de la Champions League, conseguía superar a sus oponentes y subir a recoger el galardón. Leo Messi se hizo con el 24,72 de los votos, mientras que Franck Ribéry fue tercero con el 23,36 por ciento.

Ronaldo no se hacía con este premio desde 2008, cuando aún vestía la camiseta del Manchester United y era France Football la que lo controlaba en solitario. Desde entonces la revista francesa lo entrega en conjunción con la FIFA y esta nueva versión, el FIFA Balón de Oro, no conocía más dueño que Leo Messi. La sequía del Barcelona, la hazaña del Bayern en 2013 y el espectacular estado de forma de Ronaldo así como su registro goleador, han sido claves para destronar al argentino. El jugador de 28 años recogió el balón dorado muy emocionado, acompañado de su hijo y entre lágrimas.

El madridista no fue el único jugador de la Liga homenajeado en la tarde ayer. En el once ideal de FIFA (FIFPRo World XI) se podían contar hasta seis jugadores de la Liga española: Sergio Ramos, Dani Alves, Andrés Iniesta, Xavi Hernández, Cristiano Ronaldo y Lionel Messi.

Once ideal FIFA 2013 FIFProWorld XI

Un gol de Zlatan Ibrahimovic con Suecia (“el gol”) se llevó el galardón Ferenc Puskás a mejor gol del año. Y sin duda, era el que más lo merecía:

El próximo premio al que aspiran los jugadores europeos es la Bota de Oro 2013-14, un premio que acredita al mayor goleador de las ligas europeas, y para el que Cristiano Ronaldo ya se perfila con grandes posibilidades.

La gala sirvió además de plataforma de promoción del Mundial de Brasil del próximo verano. Personalidades brasileñas del fútbol como Neymar, Ronaldo o Pelé y Adriana Lima tomaron el escenario para hablar del acontecimiento futbolístico del año en una gala aburrida con presentadores sin chispa y en la que no faltó incluso una actuación musical, para alargar más el compromiso.

Rocío González en 14 | 01 | 2014