CD Projekt ha anunciado que The Witcher 3: Wild Hunt retrasa su salida hasta el mes de mayo de 2015. De esta manera, el juego se pondrá a la venta 12 semanas después de lo previsto, un tiempo que necesitan para pulir el juego y eliminar errores.

The Witcher 3: Wild Hunt

En su habitual línea, el estudio polaco ha escrito una carta abierta a los jugadores explicando el retraso del juego. No es un déjà vu. De la misma manera que anunciaron un primer retraso que apartaba el juego de 2014, ahora entonan una nueva disculpa para mandar al juego al 19 de mayo:

Cuando lancemos el juego más importante de la historia de nuestro estudio, debemos estar absolutamente seguros de que hicimos todo lo que pudimos para limitar los bugs hasta un nivel que os permita disfrutar del juego.

Aunque todo el mundo está trabajando al máximo, hemos concluido que necesitamos otras 12 semanas, así que hemos cambiado la fecha de salida de The Witcher 3: Wild Hunt al 19 de mayo.

El estudio ha sabido elegir muy bien las palabras en esta carta. En un momento en el que cada juego que se lanza está plagado de errores, anunciar un retraso para evitárselos al usuario parece una razón más que de peso. Mucho mejor que lanzarlo antes y pasarse semanas publicando parches…

El juego se esperaba para el 24 de febrero de 2015, desmarcad la fecha de vuestros calendarios y apuntad en su lugar la nueva en mayo, por lo visto hasta el momento y las novedades que se presentaron en The Game Awards, parece que valdrá la pena esperar.

 

Cambio en las fechas de los 16 DLC gratis

Esto modificará también las fechas en las que se lanzarán los 16 DLC gratis que acompañarán al juego durante las primeras ocho semanas tras su salida, a razón de dos DLC a la semana.

Rocío González en 09 | 12 | 2014