avance-dead-to-rights-retribution-ps3-xbox-360
Grant City es un estercolero repleto de criminales y tipos de moral distraída. Las cosas no pueden ir peor y parece que nadie está dispuesto a hacer nada para solucionar el asunto. Por suerte para nosotros, estas urbes deprimentes siempre cuentan con un vecino ejemplar que sabe repartir tollinas y sopapos cual Steven Seagal en sus años mozos, que cuenta con la elasticidad del mejor Van Damme y los músculos del hipervitaminado Stallone. Para rematar la faena, este héroe contará con la inestimable ayuda de su entrañable y amistoso cánido, una bestia capaz de destripar a cualquier bastardo que se ponga por delante. Que tiemblen los malos: Jack y Shadow van a sacar la basura de una vez por todas.

ACCIÓN ESTILO AÑOS 80

Antes de entrar al trapo y explicar el por qué de este apartado, conviene recordar a los lectores más jóvenes del lugar que la saga Dead to Rights lleva ya varios años entre nosotros. En el 2002 pudimos disfrutar de la primera entrega de una franquicia que siempre ha resultado satisfactoria para los amantes de la acción en tercera persona. Ahora, inmersos en una vorágine de actualizaciones, remakes, secuelas y “reboots”, Namco Bandai ha creído conveniente realizar un nuevo título de la saga, reinventando la historia y ofreciendo novedades suficientes como para que el usuario “hardcore” –su público potencial– se sienta atraído.
dead to rights retribution avance avance dead to rights retribution
Pero, ¿qué hace de este Dead to Rights un título que levanta la simpatía de buena parte de la redacción de Juegos DB? Sencilla respuesta: su violencia de serie B, digna del mejor cine de acción de los años 80. Dead to Rights: Retribution iba a ser un título tan sangriento que sus responsables tuvieron que autocensurarse para no conseguir una obra equivalente al cine clasificado X. Tras realizar los cambios pertinentes dieron con la tecla: un regusto dulce y excitante al cine de acción “de sudor y cerveza” que tantas alegrías nos dio en décadas pasadas.

Los vídeos e imágenes publicadas hasta la fecha no engañan a nadie. Habrá golpes tan dolorosos como imaginativos, amén de unas peleas tan brutales que harán palidecer a los juegos de la competencia. Dead to Rights: Retribution recupera ese tono políticamente incorrecto que pudimos disfrutar en la gloriosa década de los 80, donde Conan el Bárbaro decapitaba al malo de la película con una espada mellada o John McClane colgaba a un germano de dos metros con un gancho mientras acribillaba a un segundo bávaro sin mirarlo.

Jack, el protagonista de esta aventura de acción interactiva, deberá utilizar sus dotes para el combate cuerpo a cuerpo y eliminar a toda la escoria que puebla las calles de Grant City. Retribution ofrecerá interesantes mejoras en el plano jugable, además de unos gráficos muy bien cuidados y actualizados a los tiempos que corren. El juego ofrecerá el ya imprescindible sistema de coberturas y lo hará de una manera notable, ofreciendo al usuario la sensación justa de seguridad que un muro de piedra puede aportar, dejando a las claras que el enfrentamiento directo es la opción más acertada.
dead to rights retribution ps3 ingame dead to rights retribution xbox 360 ingame
Por supuesto, Jack también será un experto en el manejo de armas, aunque serán más una herramienta secundaria con la que eliminar a los enemigos más molestos, aquellos que por su lejanía nos incomodan o esos que intentan defender a un compañero caído, pobres diablos que desconocen el término “meterse en la boca del lobo”. Dead to Rights: Retribution recupera la esencia de los juegos de acción de toda la vida, con una calidad técnica muy notable, una jugabilidad bien implementada y el toque justo de “tipo duro contra el barrio” que tanto nos gusta. Pero, sin duda, el aspecto más interesante del título será el acompañante perruno de Jack.

EL MEJOR AMIGO DEL HOMBRE

Como decíamos en la introducción de este avance, Jack irá siempre acompañado por su fiel perro Shadow. Aquellos que estén familiarizados con la franquicia ya tendrán conocimiento de su existencia e, incluso, habrán soñado con tener un can tan duro como el que nos ocupa. Shadow aportará su granito de arena a la hora de acabar con las huestes enemigas y lo hará de formas tan salvajes que el pobre Lassie tendría pesadillas si lo viera.
dead to rights retribution shadow gameplay dead to rights retribution shadow
La jugabilidad se verá modificada de forma realmente interesante cuando pasemos a tomar el control de nuestro amigo de cuatro patas, ofreciendo un punto de vista diferente y original, con visión en blanco y negro, que ofrecerá misiones cortas en modo sigilo, funcionando como contrapunto perfecto a la acción desenfrenada que Jack protagonizará. Shadow podrá ver a los enemigos casi siempre y atacarlos por sorpresa de mil formas diferentes. Cuando tomemos el control sobre el perro pasaremos de la acción directa a una más calmada y estratégica, por lo que podremos disfrutar de la acción más alocada y la más tranquila.

Por supuesto, Shadow actuará por su cuenta en muchas ocasiones y obedecerá nuestras órdenes siempre y cuando se las demos. Podrá ser herido en el combate, lo que repercutirá muy gravemente en la salud de su agresor, dependiendo de nuestra bondad y cariño el cuidarlo como mascota perfecta que es. La figura de este animal está siendo introducida cada vez más en la jugabilidad de las obras interactivas contemporáneas. Ya en Fable II demostró ser una excelente compañía y en Dragon Age: Origins un aliado perfecto. Si finalmente todo sale como apunta, Dead to Rights: Retribution supondrá un peldaño más para la inclusión de este agradecido compañero de fatigas que es el perro, nuestro más antiguo amigo animal.

En resumen, no podemos más que desear hincarle el diente como se merece a Dead to Rights: Retribution. Su apuesta por la acción más clásica y violenta, la inclusión de dos personajes –y de diferentes razas– carismáticos como protagonistas, además de un apartado visual cuidado y una jugabilidad bien estructurada, descubrimos que el título puede ser una muy buena compra para los amantes de los juegos de acción en tercera persona. Además, ofrece ese toque diferencial y claramente de homenaje al cine más casposo de la era dorada de la acción de bajo presupuesto, por lo que no podemos más que sentir un tremendo cariño hacia la propuesta. Y es que, si todo sale bien, Retribution puede ser como un buen puñetazo de Chuck Norris: un placer casi sensual que recorre nuestro brazo y termina partiendo la mandíbula de un pobre imbécil con aspiraciones a mafioso local.

Antonio López 05 | 03 | 2010