Reunámonos los amantes del videojuego en general y los afines a las consolas de Sony en particular, ya sea en casa o a través de Playstation Network, porque es la hora de celebrar que los personajes más influyentes de la casa japonesa se han congregado en un mismo juego, amén de unos cuantos invitados de otras sagas con toneladas de contenido.

Como no podía ser de otra manera, lo han hecho en arenas de combate para darse de tortas, tirarse tanto pasteles como bombas o electrocutarse e incendiarse a discreción. Así es Playstation All-Stars Battle Royale, una locura en forma de bomba jugable y que trae bajo el brazo un explosivo multijugador, engalanado de ‘Fan-Service’ para dar y tomar, y multiplataforma para PlayStation 3 y Vita.

CUANDO LO CRUZADO MOLA

En el momento en que la tercera consola de sobremesa de Sony llega apaciblemente a su ocaso, la compañía tokiota está tirando la casa por la ventana para con sus clientes. A la irresistible oferta de PSN+ obsequiando con varios juegos gratuitos cada mes a los suscriptores de dicho servicio y al que ahora se suma PlayStation Vita por el mismo precio, Battle Royale inaugura el concepto de ‘Cross-Buy’, por lo que quien compre desde sus servicio de descarga el juego en sobremesa, recibirá gratis una copia para la portátil. Por si fuera poco, con el juego en ambos sistemas nuestras partidas guardadas quedarán sincronizadas, y además ambas plataformas compartirán multijugador online, por lo que usuarios de los dos sistemas podrán juntarse en la misma partida para darse de leches a placer en el concepto denominado como ‘Cross-Play’.

De acuerdo, las cartas de Sony no pintan nada mal con esta oferta que por cierto llegará a otros títulos para potenciar el binomio PS3 – Vita, pero entremos en materia para saber en qué consiste este All-Stars de las mejores franquicias: lo primero son las comparaciones, fuentes de inspiración, plagio que podrían decir algunos o como queráis llamarlo para entender lo que es el videojuego que tenemos entre manos, ¿conocéis la saga Smash Bros. de Nintendo? Pues ya podéis haceros una idea de lo que es Battle Royale en concepto y… ya. Bien merece remarcar que las similitudes acaban ahí, puesto que SuperBot, el estudio desarrollador bajo el auspicio de Santa Monica Studios, ha querido diferenciarse para dar una identidad propia a su juego, veamos si lo han conseguido.

La clave de este crossover pasa por diferenciar a todos y cada uno de sus veinte personajes disponibles para competir de forma absoluta, y de tal manera que la experiencia con cada uno sea única y totalmente distinta. Aquí no existen personajes clónicos, incluso el protagonista de Infamous Cole MacGrath, que suma dos personajes en su versión buena y malévola, dispone de un set de movimientos completamente propio y diferenciado. ¿Por qué es tan importante hacer este hincapié? Porque como desarrollaremos más adelante en el bloque dedicado a la jugabilidad, los comandos sí son comunes a todos los personajes, sólo que sus reacciones varían sensiblemente.

PEQUEÑA Y GRAN PANTALLA

All-Stars no va a pasar a la historia por un apartado técnico apabullante, de eso podemos estar seguros, no existen efectos ni virguerías gráficas que nos dejen con la boca abierta, y sin embargo la sensación que nos queda tras probar todas sus variantes, personajes y escenarios es que su puesta en escena es como debe ser. Para ser más exactos, diremos que el juego resulta agradable a la vista, no tiene dientes de sierra que afeen el conjunto, los detalles de cada personaje y localización se han cuidado con esmero, y prácticamente tan dispares franquicias reunidas encajan extremadamente bien.

PlayStation All-Stars Battle Royale

Pese al esfuerzo, la fusión no resulta completamente redonda ya que algunos artworks que ilustran las introducciones de cada personaje se hacen extraños (no hay más que ver cómo presentan al pobre Kratos), contrastando con la fidelidad de otros como puede ser Nathan Drake. Con los escenarios pasa algo parecido, ya que cada uno mezcla dos franquicias diferentes y algunos no pegan bien pese a lo divertido de las situaciones que presentan, véanse el dojo del Maestro Cebolla en el que irrumpe una enorme máquina de guerra Helghast, o la tenebrosa guarida del Hades, por la que se pasearán los simpáticos Patapón.

Pese a la estridencia que pueden causar estas mezclas en función de los gustos de cada uno, el global comprende un apartado gráfico más que correcto en PS3 y muy meritorio para Vita dada la similitud en ambas versiones, tan sólo la resolución y una leve pérdida de detalle en cuanto a elementos como las sombras y algunos shaders en las texturas marcarán la diferencia entre las dos máquinas. Superbot no falla en este apartado más allá de la mixtura artística que comprende tantas franquicias reunidas en forma de caracteres y lugares.

PLAYSTATION ALL-STARS BATTLE ROYALE-ÍNDICE

PÁGINA 1 – Introducción y Apartado Técnico.

PÁGINA 2 – Jugabilidad.

PÁGINA 3 – Conclusiones.

José Luis Fernández 20 | 11 | 2012