En PvZ: Garden Warfare encontramos encontramos tres modos de juego: Operaciones de jardín, pantalla partida y multijugador. Para todos estos modos online tendremos que estar conectados, lo que en PlayStation 4 requiere una suscripción a PlayStation Plus, y que no hace falta en PS3.

Plants vs Zombies: Garden Warfare

‘Operaciones de jardín’ es un modo online cooperativo en el que todos los jugadores son plantas y tienen que defender un jardín del ataque de los zombis. Los zombis aparecen por oleadas y es el modo más parecido al objetivo del juego clásico de Plants vs Zombies. Se forma un equipo de cuatro jugadores-planta y hay que repeler 10 oleadas zombis.

‘Pantalla partida’ es un modo cooperativo local para dos jugadores, a pantalla partida en horizontal en el que se juega al modo ‘Operaciones de jardín’. Aunque el jugador 2 puede jugar con su usuario de PSN, solo el jugador 1 consigue monedas, retos y trofeos.

‘Multijugador’ es una colección de modos online competitivos en grupo (hasta 24 jugadores al mismo tiempo) en el que las plantas y los zombis luchan unos contra otros, aunque estos modos los zombis no son dirigidos por la máquina, sino que son otros jugadores. Encontramos cuatro modos de combates por equipos: Felpudo, Derrotar por equipos, Jardines y cementerios y Clásico.

Felpudo es el entrenamiento básico, el modo Derrotar por equipos pero para principiantes ya que al resucitar se va ganando más y más vida cada vez, como ayuda extra para poder aguantar más y practicar. Derrotar por equipos divide a los jugadores en dos grupos: plantas y zombis y el primer grupo que consiga 50 bajas enemigas, gana. Jardines y cementerios es un modo más táctico en el que los zombis tienen que asaltar los jardines de las plantas, y estas, resistir los envites de los muertos vivientes. Derrotar por equipos y Jardines y cementerios sin ayudas, ni mejoras lo encontramos en los modos clásicos.

Realmente el multijugador cuenta con dos tipos de modos (por equipos hasta 50 bajas o capturar/defender bases), aunque con variantes. Gracias a la variedad de mapas, el juego mantiene el interés, sobre todo con los añadidos posteriores que ha recibido el juego que han hecho casi doblar el número de estos. Tenemos hasta 8 mapas diferentes (uno de ellos la versión nocturna de otro) que nos llevan a combatir por un barco, a cruzar vías del tren (¡cuidado con estos!), a una ciudad… Estos mapas tienen muchos rincones, varias alturas y coberturas para hartar. Sin embargo, tienen un tamaño adecuado para que la persecución entre los equipos tenga un ritmo interesante. Los DLC gratuitos también han dotado al juego de nuevos modos de juego como Bomba Gnomo, en el que plantas y zombis deben encontrar la bomba gnomo y llevarla hasta el jardín/cementerio contrario para que explote.

Plants vs Zombies: Garden Warfare

En cuanto a los personajes, en cada bando encontramos cuatro clases básicas de personaje: soldado, ingeniero, médico y tanque, aunque una amplia personalización de cada uno de ellos multiplica estos números por más de diez. Cada una de estas clases tiene hasta tres habilidades (R1, L1, triángulo), aunque tendremos que ir desbloqueándolas para poder usarlas. En PlayStation también tenemos la oportunidad de elegir el modo jefe, y jugar por PlayStation Vita o tabletas (a lo modo Comandante de Battlefield).

Al final de las partidas, los puntos de experiencia obtenidos (al ganar, al completar retos, etc.) se traducen en monedas del juego con la que poder comprar sobres de cromos. Hay diferentes tipos de sobres con diferentes precios. A más caros, más cromos raros podremos conseguir. Los cromos nos servirán para desbloquear personajes y otros extras como mejoras de arma, “autorrevivir” o “reintentar” para ‘Operación de Jardín, macetas u objetos y gestos para modificar el aspecto de los personajes.

 

ANÁLISIS DE PLANTS VS ZOMBIES: GARDEN WARFARE – ÍNDICE

Rocío González en 25 | 08 | 2014