UN PATAPON MÁS “CASUALIZADO”


Quizá el término más adecuado para definir la evolución que ha sufrido Patapon en esta tercera entrega sea “casualización”, ese término tan recurrido últimamente para criticar a bastantes juegos de nueva generación. Pero no dejemos que esto nos lleve a equivocación, ya que aquí lo usamos más bien como halago. El juego ha cambiado, y en gran parte ha sido para bien: la mecánica se ha simplificado en cierta parte sin perder un ápice de su originalidad y ganando enteros en diversión, especialmente para aquellos jugadores no dispuestos a dejarse demasiado la sesera en cada partida. Sin embargo, esto no significa en absoluto que todo sea más fácil. Nada más lejos de la realidad.

Otro punto a destacar es el multijugador, una novedad que animará a más de un usuario a probar este Patapon por primera vez. Poder cooperar o enfrentarse a uno o varios amigos con el simpático sistema de juego que nos ofrece Patapon es algo totalmente inédito en la saga y que consigue divertirnos incluso más que jugando solos. Aunque, en contrapartida, nos encontramos con que hay bastantes niveles que son imposibles de superar si no es en compañía de un amigo, por lo que aquellos jugadores que no puedan llegar a jugar en cooperativo tendrán que quedarse sin jugar dichos niveles.

La duración de este Patapon es otro de sus puntos destacables, con más de cien misiones, 30 jefes a los que enfrentarnos y las diferentes combinaciones de nuestro equipo de Patapons que debemos escoger con cuidado si lo que queremos es poder superar con éxito cada nivel. Está claro que Patapon 3 ha evolucionado desde su anterior entrega para darnos un juego cuidado con mimo en los, seguramente, últimos momentos de esplendor de PSP, haciéndonos llegar un juego que encantará a los seguidores de las dos entregas anteriores y que, además, logrará despertar el interés en aquellos jugadores que todavía no se hayan animado a probar las peculiaridades de esta entretenidísima saga.

A FAVOR

– Los cambios introducidos son todo un soplo de aire fresco.
– Los gráficos han mejorado sin perder nada de su originalidad.
– La gran cantidad y variedad de niveles que nos ofrece.

EN CONTRA

– Se ha simplificado en parte el transcurso de la partida.
– La necesidad de jugar con amigos para poder descubrir ciertos niveles.
– El número de Patapon que nos acompañan ha disminuido radicalmente.

PATAPON 3-ÍNDICE

PÁGINA 1 – Análisis.

PÁGINA 2 – Conclusiones.

Ernesto J. Perez-Durias 09 | 05 | 2011