Ubisoft nos trae un nuevo juego gratuito, el cual transporta todo el mundo de la saga Might and Magic a los duelos de cartas coleccionables, dentro del estilo de juegos como Yu-gi-oh! ó Magic the gathering, entre otros. Iniciando por primera vez el juego, se nos dará a elegir la facción con la cual queremos tomar parte dentro del mismo, pudiendo elegir entre Cielo, Infierno, Necrópolis o Fortaleza, cada una de las cuales con su héroe principal y sus criaturas, eventos, fortunas y hechizos correspondientes, para de este modo poder comenzar nuestros duelos.

En un primer momento se nos dará la opción de jugar el modo campaña del juego, introduciéndonos en la mecánica del mismo a través de un tutorial, en el cual se nos irá enseñando como colocar las cartas, para que sirven los diferentes tipos y la importancia de adquirir un tipo u otro de poder con el fin de poder invocar una u otra carta en un momento determinado.

EN EL CAMPO DE BATALLA

Y es que, al acceder a un duelo, se nos mostrará una pantalla en la que podremos observar un tablero donde tendrá lugar el mismo. En él veremos ocho cuadros en la parte izquierda y ocho en la parte derecha con un rombo en la parte central, este será el lugar donde se irán colocando las cartas a lo largo de la partida, con un máximo de ocho por cada bando.

Si nos fijamos, veremos que existen otros cuatro cuadros en la parte central del tablero y uno más dispuesto encima de cada fila de cuadros con rombos. En estos cuadros se colocarán diferentes cartas de hechizos que podremos ir utilizando conforme avance la lucha. Nuestro lado en el tablero siempre será el izquierdo, presidiendo el mismo, antes de los cuadros descritos anteriormente, con nuestro héroe, y con otro cuadro dispuesto en horizontal sobre el mismo para colocar tipos de cartas especiales.

duel of champions gameplay

Observaremos justo debajo de nuestro héroe, nuestro mazo de cartas boca abajo, pudiendo ver también como a su derecha se van colocando las cartas que vamos descartando a lo largo de un duelo. En la parte central inferior del tablero veremos dos recuadros más dispuestos en horizontal, donde irán apareciendo cartas de eventos, las cuales explicaremos al centrarnos en la mecánica de la partida.

Siguiendo con la interfaz del tablero de juego, podremos ver como en la parte inferior izquierda de la pantalla aparecen las cartas de las que disponemos, comenzando inicialmente con seis. Así mismo, en la parte superior izquierda y derecha de la pantalla observaremos tres iconos: un puño, una botella y un estandarte, con una numeración en su interior, así como un círculo en el cual podremos ver otra numeración. Pues bien, estos iconos representan el poder, magia y destino respectivamente de nuestro héroe y del contrincante, y los círculos contienen nuestros recursos y los de nuestro enemigo.

USA LA FUERZA

Vayamos ahora a ver cómo se desarrolla una partida. Cuando comienza nuestro turno deberemos observar las cartas de las cuales disponemos en el mismo, pudiendo ver el coste en recursos, poder, magia o destino que necesitaremos para invocarlas. En un primer momento estaremos bajo mínimos, al igual que nuestro contrincante, pudiendo invocar cartas que necesiten menos puntos y disponiéndolas en el tablero, lo cual menguará los recursos de los que dispongamos en el turno.

Una vez realizada la acción de colocación de criatura o lanzamiento de hechizo, será el turno de decidir si aumentamos poder, magia o destino de nuestro héroe, o bien sacamos una carta si disponemos de algún que otro recurso. Antes de realizar la primera acción o después de realizar la misma, podremos utilizar la carta de evento que esté disponible en ese momento, consiguiendo de este modo realizar alguna acción que puede beneficiarnos a nosotros mismos o bien a ambos bandos, así como ejercer una acción negativa hacia el bando enemigo.

Cuando finalizamos las acciones, nuestro rival procederá a realizar lo propio desde su lado del tablero. Si alguno de los dos duelistas tiene ya alguna criatura dispuesta en el tablero, podrá atacar a otra criatura colocada frente a la misma, o al héroe de uno u otro bando, si no existe criatura enfrente de esta. El fin del juego consiste en conseguir atacar al héroe rival, haciendo que pierda puntos de energía hasta llegar a cero, momento en el cual habremos ganado, o perdido si somos nosotros los que terminamos sin puntos.

UNA CARTA, UN VALOR, UN PODER…

Cada criatura tiene una potencia de ataque y de represalia, así como un marcador de su energía. Al atacar generaremos tanto daño como puntos de ataque tengamos, pudiendo morir directamente si el enemigo posee un nivel de represalia superior a nuestra energía, y viceversa.

duel of champions ingame

Existen potenciadores de energía, ataque y defensa, los cuales podremos utilizar en aras de adquirir una mayor resistencia en batalla. También dispondremos de hechizos y un sinfín de cartas mágicas que nos ayudarán a conseguir nuestros objetivos. De nuestra estrategia en el campo de batalla dependerá nuestra victoria o derrota. Lo mejor que tiene este juego es el hecho de que en muy pocas partidas iremos cogiendo el punto al mismo, ya que, aunque puede parecer complicado en un principio, resulta bastante fácil hacerse con la mecánica, consiguiendo engancharnos hasta límites insospechados.

Conforme consigamos ganar duelos en el modo campaña, conseguiremos premios en forma de experiencia, monedas de oro y otro tipo de monedas, pudiendo adquirir con uno y otro tipo de las mismas, nuevas barajas, packs y sobres de cartas, con las cuales reforzar las que poseamos, o bien crear nuevas para utilizar en uno u otro tipo de combates.

MIGHT AND MAGIC. DUEL OF CHAMPIONS-ÍNDICE

PÁGINA 1 – Análisis.

PÁGINA 2 – Conclusiones.

Luis Martinez 27 | 12 | 2012