El nuevo terminal móvil de THC es sencillo de utilizar, simple en su diseño exterior y, por ende, muy agradable de analizar. HTC demuestra en este compatible a la par que compacto terminal, que la tendencia de reducir las medidas del Smarthphone por definición se está convirtiendo en una nueva estrategia de mercado durante el último año, para cubrir las necesidades de un usuario incómodo con el tamaño que ha estandarizado el Iphone y sus sucedáneos.

Basándonos en la oferta de Smartphones actual, nos ha sorprendido especialmente la nueva propuesta de la compañía china desde el mismo momento en que lo sacamos de la caja. De sobrias líneas, parcos acabados y elegante combinación entre superficies mate y brillo, el HTC Mini HD es un Smarthphone que esconde un asombroso potencial expresivo, dentro de un “interface” potente y llamativo. Las opciones táctiles y la velocidad de proceso que demuestra el Sense de HTC al utilizar las múltiples características del HTC Mini HD, lo convierten en un sistema operativo a la altura de los más grandes. Para comprobar en detalle todo lo que ofrece el nuevo móvil de HTC, te recomendamos que sigas leyendo este artículo.

COMPACTO Y REFINADO

Mientras el mercado se inunda con extravagantes diseños, mero intento de ofrecer algo que pueda competir con el estilo minimalista y efectivo del Iphone, la compañía china se preocupa de otros menesteres. HTC está especializado en el diseño y comercialización de dispositivos de telefonía móvil; es decir, ni son una empresa competitiva en el mercado de los televisores LED, ni tienen el más mínimo interés (por el momento) de intentar profanar los imperios perpetrados por compañías como Sony, Microsoft o Nintendo para hacerse un hueco en el sector de los videojuegos. Y todo esto se nota.

El nuevo HTC Mini muestra en su apariencia las señas de identidad de la compañía que nos ocupa; estas son un diseño sobrio y elegante, que huye de los vértices y superficies cortantes cuando el IPhone los vuelve a poner de moda, para adaptar su manejabilidad a un planteamiento de formas planas y minimalistas, unidas mediante redondeados acabados que se adaptar con impresionante versatilidad a la palma de la mano.

La pantalla protagoniza el frontal del terminal, pero se integra en todo el conjunto por medio de una brillante superficie táctil de vidrio. No contaremos con ningún elemento, ya sea secundario o principal, que desentone en esta superficie porque, aparte de la pantalla táctil de 320 X 480 HVGA, los típicos botones que encontraremos bajo la misma son casi invisibles. Con el móvil apagado o en suspensión, la parte frontal del terminal es de un negro perfecto y brillante en el que destaca el logo de la marca en tono plateado. Los botones táctiles se revelan cuando usamos el teléfono, mediante unos logotipos iluminados en blanco perfecto, sobre los cuales la pantalla táctil muestra todo el esplendor de la “interface” personalizable del nuevo HTC.

La parte trasera, como contraposición, está diseñada con un tono negro mate aterciopelado, sobre el cual se integra el logotipo metálico de HTC. Un pequeño texto en gris que reza “WithHTC Sense”, el miniobjetivo de la cámara, junto a cuatro tornillos plateados en los límites del terminal, son los elementos que completan el reverso del móvil. En los extremos que completan el perfil del HTC Mini, contamos con el botón de suspensión y el conector de audio estéreo de 3,5 mm (parte superior), la toma mini USB para cargar el móvil y conectarlo a diversos elementos (inferior), y el controlador del volumen (perfil izquierdo).

UN MUNDO DE POSIBILIDADES

Tras este elegante aspecto, se esconde un dispositivo preparado para ofrecer todas las posibilidades multimedia que esperamos de un terminal de estas características. Bajo el sistema operativo HTC Sense, las opciones del móvil están perfectamente estructuradas dentro de un “interface” táctil muy preciso. Los únicos problemas que hemos encontrado se refieren al pequeño tamaño del teclado táctil, que hace que muchas veces no pulsemos la letra o símbolo que queríamos, y un sistema de vídeo algo menos potente de lo esperado. Pese a ello, utilizar la cámara para realizar fotografías de hasta 5 mega-píxeles con el HTC mini es muy fácil (con valores de exposición sorprendentes y fidelidad de color bastante destacable), agruparlas en álbumes en muy sencillo y adaptable para compartirlas con tus amigos, y navegar por la red se presenta como una experiencia bastante dinámica.

Tendremos la oportunidad de personalizar nuestro escritorio, para añadir las opciones que utilizamos a diario y hacer más accesibles servicios tan necesarios hoy en día como son el acceso a Youtube o Skype, la sincronización de correo electrónico mediante Outlook o desde cuentas como Gmail, y sacar el máximo partido a redes sociales en la línea de Facebook o Linkedin. Opciones como el GPS integrado, el servicio meteorológico en tiempo real, la posibilidad de utilizar el móvil como enrutador wifi, la integración de Google Maps, o las múltiples funciones que adquiere el sensor de inclinación del HTC mini en videojuegos o para adaptar el visionado de la pantalla a una orientación panorámica, son algunas de las múltiples utilidades que podremos disfrutar de forma sencilla y dinámica. Además, casi todas las apps del Marketplace de Microsoft pueden utilizarse de forma sencilla en en HTC Mini.

Para almacenar música y poder utilizar el móvil como reproductor mp4; disfrutar de nuestros vídeos favoritos en cualquier lugar o agrupar una gran cantidad de contactos y fotos, dispondremosde una memoria interna de 250 Mb, ampliables por medio de tarjetas Micro SDhasta 32 Gb.

CALIDAD SONORA Y BUEN RENDIMIENTO

El HTC Mini, como sistema de telefonía móvil al uso, ofrece una calidad de audición muy clara, con reducción automática de ruido y reverberación tonal en tiempo real. Las conversaciones con el HTC mini se desarrollan de forma fluida, gracias a una buena calidad y disposición del altavoz y el micrófono. El sistema WIFI ofrece un buen rendimiento en variadas condiciones, mientras que el teclado numérico táctil responde rápidamente a nuestras pulsaciones. La batería permite más de 400 horas de conversación, hasta 8 horas de reproducción de vídeo y sobre las 12 de audio.


En definitiva, el HTC Mini se reivindica como uno de los Smartphones más potentes y compactos del mercado, gracias a una cantidad y calidad de opciones muy bien compensada, un acabado exterior sobrio a la par que práctico y elegante, y un equilibrio entre portabilidad y variedad de opciones envidiable. Pese a ello, del pequeño tamaño del terminal subyacen algunos defectos secundarios: nos costará adaptarnos a un teclado tan pequeño a la hora de escribir texto, y la cámara podría ser de mayor calidad. Pese a ello, estos defectos no enturbian el resultado final, que podríamos calificar como de Sobresaliente.

TODO UN LÍDER DE BOLSILLO

El nuevo HTC Mini ofrece una relación calidad-precio notable; no es tan espectacular y potente como lo son el Samsung Galaxy o el Iphone 4, pero es bastante más pequeño y manejable, lo que lo sitúan a la altura de los mejores en su gama.

Además, en cuestiones de diseño podríamos calificarlo como uno de los pocos terminales que pueden competir en elegancia con el último modelo de Iphone, mientras muchas otras marcas intentan encontrar una identidad visual sin alcanzar el éxito completo. Elegancia y versatilidad en un mismo móvil es lo que ofrece el nuevo terminal de HTC.

Sergio Melero 30 | 11 | 2010