APARTADO GRÁFICO


BioWare ha tratado el desarrollo de Dragon Age con la profesionalidad a la que nos tiene acostumbrados, es decir, el juego no ha salido a la venta hasta que los niveles no han llegado a su máxima cota de realización.

La construcción de edificios y espacios abiertos es creíble y cada una de las zonas tiene su propia estética depurada, dando la sensación de lugares abiertos o de mazmorras opresivas según sea el caso con gran veracidad, aunque es una pena que la interacción con el medio se vea relegada a un segundo plano y que los objetos sean mero atrezzo sin posibilidades de ser empleados o cogidos. Si jugamos con un ordenador lo suficientemente potente, nos deslumbrará la exquisita construcción, las texturas reales hasta el más mínimo detalle, la iluminación y todos y cada uno de los elementos que construyen el mundo de Thedas.
dragon age xbox 360
Los personajes están particularmente bien cuidados, tanto utensilios como armaduras son 100% creíbles y da la sensación de ser armas “Battle Ready”. Animaciones, rostros y anatomía realizados con esmero, con pequeños matices entre unos y otros más allá de la pura clonación a que nos tienen acostumbrados otros títulos.

El bestiario es variado y en muchas ocasiones original, aunque no faltan los clásicos como arañas gigantes y similares. En batallas podremos encontrar desde grupos compactos de lobos que atacan en jauría a multitud de enemigos de diferente tipo atacando a distancia y cuerpo a cuerpo coordinados entre si, con una gran riqueza de formas, armas y protecciones.

Dragon Age: Origins aprovecha al máximo las cualidades de las tarjetas gráficas o de las consolas, sin perder detalle en ningún momento.

APARTADO SONORO

Dragon Age: Origins es una verdadera delicia en cuanto a su banda sonora.

Los diálogos son fluidos y amenos, están magistralmente implementados y cuidados, lo que es de agradecer en un título en el que vamos a dedicar una gran parte de nuestro tiempo hablando con unos y otros para resolver las misiones, para entender el mundo de Thedas y su historia o para comprender la trama y sus implicaciones.

Los ruidos de fondo, los efectos y demás sonidos complementarios están realizados con esmero, notando diferencias patentes según la zona en que nos encontremos o las armas que empleemos; incluso en el encuentro entre diferentes tipos de armas y armaduras hay matices sonoros sorprendentes.

En cuanto a los temas musicales, de reminiscencias celtas con un fuerte componente de música descriptiva propio de épocas recientes, acompañan al jugador dando interés cuando deben y aportando a los momentos de lucha encarnizada un toque épico y, a veces, contribuyendo a subir el nivel de adrenalina.

ANÁLISIS DE DRAGON AGE: ORIGINS – ÍNDICE

PÁGINA 1- Introducción

PÁGINA 2- Apartado gráfico y apartado sonoro

PÁGINA 3- Jugabilidad

PÁGINA 4- Un mundo coherente

PÁGINA 5- Filias y fobias, pero no moralidad

PÁGINA 6- El sistema de batalla

PÁGINA 7- Conclusión, lo mejor y lo peor

Rodrigo Perez 18 | 01 | 2010