Tras un anuncio rodeado de polémica y muchos meses de desarrollo, aterriza en las tiendas para PS3 y Xbox 360 la nueva entrega de la popular saga de Capcom Devil May Cry. En esta ocasión se trata de un reboot o reinicio de la franquicia que nos muestra a un joven Dante de aspecto poco parecido al que todos conocemos y que ha generado las iras de los fans más acérrimos e incondicionales.

Ninja Theory ha sido el estudio de realizar este nuevo inicio para una de la sagas que más seguidores tiene dentro de su género y que cuenta con algunas de sus primeras entregas como las predilectas de los fans. El estudio, responsable de títulos notables, aunque irregulares en algunos aspectos, como Heavenly Sword o Enslaved, demuestra tener buena mano en lo referente a la narrativa ingame de historias cargadas de combates memorables.

REINICIAR UNA SAGA

Tomar una franquicia famosa y reiniciarla para explicar los orígenes de su personaje protagonista no es tarea fácil, por lo que Capcom decidió apostar por Ninja Theory. El estudio nos presenta a un joven Dante Sparda que descubre sus orígenes familiares mientras planta cara a demonios y criaturas sobrenaturales a lo largo y ancho de diferentes escenarios, aunque la duración sin explorar el título al completo se antoja algo corta. Aquellos que hayan jugado anteriormente a la saga y no sean capaces de olvidar al viejo Dante tendrán problemas a la hora de familiarizarse con la nueva estética del título, pero los jugadores neófitos en estas lides lo disfrutarán desde el inicio gracias al toque macarra y chulesco que impregna toda la aventura.

Como no podía ser de otra manera, los combates se desarrollan entre combinaciones de botones y movimientos acrobáticos que dibujan una notable jugablidad y demuestran que sin Bayonetta nada sería lo mismo dentro del género en la actualidad. Con todo, en Ninja Theory no se han limitado a copiar vilmente el trabajo de Platinum Games, para lo que han utilizado su particular sello narrativo en la aventura y han recuperado clásicos de la saga, como el movimiento Devil Trigger, que podremos activar al rellenar una barra a base de eliminar demonios. Deberemos superar una serie de niveles, la mayoría con gran jefe final incluido, para poder conocer la historia que hay detrás del mítico Dante.

Un personaje que ha sido redibujado para la ocasión y que, por mucho que esto haya molestado a los fans, demuestra la necesidad de realizar un buen lavado de cara ocasional a según qué personajes. Lógicamente, Dante no estará solo, como demuestra la presencia de Virgil y otros personajes que los fans de la saga reconocerán a pesar de mostrar un aspecto diferente del habitual. Y es que, por mucho que la estética juegue un papel fundamental en el título, lo cierto es que la jugabilidad consigue enganchar y hace muy disfrutable cada uno de los niveles, en los que no solo deberemos combatir contra seres del averno, a los que podremos abatir con un amplio arsenal que iremos consiguiendo según avance la trama.

También deberemos superar diferentes fases de plataformas, así como tendremos ocasión de recolectar y descubrir algunos objetos y secretos que permiten rejugar el título una vez le hemos dado una primera vuelta. La propuesta ofrece además diferentes niveles de dificultad, lo que sin duda hará las delicias de los amantes a los retos. Además de la campaña principal, tendremos a nuestra disposición el modo Palacio Sangriento, que podremos desbloquear y descargar una vez hayamos completado la historia central de forma gratuita. En esta modalidad de juego deberemos hacer frente a un sinfín de demonios y enemigos, incluyendo jefes finales, a lo largo de 100 complejos niveles.

EL SELLO NINJA THEORY

Además de por una jugabilidad divertida y directa, si por algo destaca la propuesta es por el distintivo sello que imprime Ninja Theory a toda la propuesta. Como en sus títulos anteriores, la narrativa adquiere vital importancia en el gameplay, para lo que se han servido en esta ocasión de notables cinemáticas y de mensajes escritos en el mismo escenario para darnos indicaciones de las tareas que debemos desarrollar para seguir avanzando. Todo ello, como no podía ser de otra manera, acompañado por un interesante apartado artístico donde destaca el diseño de los niveles y de los enemigos.

DmC: Devil May Cry nos planta en mitad de multitudinarios combates, con la imagen siempre estable dentro de escenarios cargados de detalles que no hacen más que confirmar el buen trabajo a nivel artístico desarrollado por los integrantes de Ninja Theory. Las animaciones de los personajes así como el escalado de los enemigos de mayores dimensiones garantizan el espectáculo a nivel visual, aunque no nos encontramos ante un título técnicamente perfecto, si resulta encomiable la labor efectuada con el Unreal Engine 3, que aún sigue resultando efectivo.

dmc devil may cry dante

A nivel acústico, la propuesta presenta una banda sonora cargada de temas duros y “metaleros”, que casan a la perfección con la nueva estética de la saga. El título aterriza completamente localizado al español, con voces en castellano, labor esta que ha sido realizada con acertada profesionalidad y que demuestra que, si se quiere, un juego puede llegar doblado al español mejorando el resultado para el usuario final. Los chascarrillos y bromas de Dante, con referencias al aspecto clásico del personaje, terminan por cerrar un título gamberro y divertido que gustará a todos aquellos que se acerquen a él sin prejuicios.

A pesar de su notable apartado técnico, lo que garantiza el éxito del título entre los usuarios es la buena jugabilidad implementada, que garantiza diversión sin mayores pretensiones que mostrar un título de acción donde debemos acabar con centenares de enemigos. Los que aún estén en shock por el cambio de aspecto del personaje deberían seguir jugando a los títulos previos de la saga, mientras que todos aquellos interesados en encontrar una experiencia divertida podrán encontrar en DmC: Devil May Cry una propuesta más que aceptable. Y es que, de vez en cuando, a nadie le hace daño un poco de chulería al estilo Dante. El nuevo Dante.

DMC: DEVIL MAY CRY-ÍNDICE

PÁGINA 1 – Análisis.

PÁGINA 2 – Conclusiones.

Antonio López 14 | 01 | 2013